SINTESIS ADEFÉSICA

“Hay libertades políticas, individuales y colectivas, privadas y públicas, porque el pueblo elige y depone libremente a sus gobernantes en elecciones legislativas y los jueces son independientes“.

Antes de analizar cada una de las falsedades contenidas en la síntesis propagandística del Estado de Partidos, la inteligencia crítica debe responder a una cuestión previa, suscitada por un buen comentarista de mis artículos, que parece rodeada del halo del misterio. ¿Cómo es posible que una partícula causal (porque) consiga dar verosimilitud a diez falsedades, imposibles de creer por separado?

La comprensión de este fenómeno psicológico se facilita al ver que la unidad de la frase adefésica deriva de una sola causa, que no es de orden lógico sino sentimental. En lo medular, esta frase dice: “hay libertad política porque el pueblo elige a sus gobernantes en elecciones legislativas y los jueces son independientes“. Es tan grande el absurdo de confundir la libertad política con la potestad legislativa y judicial, y tan enorme el disparate de tomar por causa los efectos de la libertad, que la mentalidad de rebotica partidista, impuesta por el consenso de la transición, ha tenido que fundar la fe en el Régimen monárquico de Partidos haciéndola derivar de la propia absurdidad del mismo. “Credo quia absurdum“.

Pero ni siquiera el antirracional Tertuliano se atrevió a formular semejante jactancia de la locura, cuando dijo que creía en la muerte del Hijo de Dios porque era “inepto“, y en la Resurrección porque era “imposible“. Las bases sentimentales de la creencia en la veracidad de la síntesis adefésica provienen, más bien, de la continuidad cultural que ha tenido en España la tradición agustiniana del “credo ut intelligam“. Es necesario creer para entender. Solo los que creen en el consenso monárquico y partidista pueden comprender que hay libertad política en todo pueblo que puede elegir como gobernante entre dos partidos legisladores y judiciales.

Pero con ello no hemos contestado a la cuestión esencial: ¿Por qué la propaganda adefésica ha elegido el hecho electoral como prueba definitiva de la existencia de libertad política en España? ¿Acaso no había elecciones y jueces independientes durante la dictadura? Nadie se atreve a decir que aquellas elecciones no eran libres porque su característica definitoria (candidaturas impuestas) era la misma que en las actuales. No, el motivo de que se diera esa supremacía al hecho electoral no era el de marcar la diferencia de principio con la dictadura, sino el de afirmar la similitud de la Monarquía de Partidos con los sistemas europeos del Estado de Partidos.

En la cultura política europea se siguen considerando las elecciones populares a las Cámaras legislativas -apreciación que estaba justificada en el sistema liberal anterior al Estado de Partidos- el hecho capital de la libertad política, su momento culminante y decisivo, el día de fiesta legitimadora del sistema. De ahí, el empeño casi patológico de la clase política y los medios de comunicación en disminuir la abstención y solicitar un alto grado de participación electoral. Es unánime la opinión pública de que la mayor intensidad y sinceridad de la vida política procura un mayor nivel de participación electoral. Las elecciones son pues la expresión de la libertad política.

Pero esta opinión es fruto de un error doctrinal y de un desconocimiento de la importancia del factor electoral en la Revolución Francesa, donde se legitiman casi todas las opiniones políticas actuales. El error consiste en seguir aplicando a la democracia, donde rige el equilibrio de poderes, el principio liberal de la preponderancia del poder legislativo, consagrado por Locke. Y el desconocimiento del valor relativo que tienen las elecciones legislativas, para la libertad política, deriva del desprecio de la historiografía (salvo Michelet) a la relación entre intensidad de la acción política y participación electoral en la Revolución Francesa.

Las publicaciones del segundo centenario de la Revolución nos han hecho saber lo siguiente:

  1. En la época de mayor dramatismo de la vida política, en las elecciones de 1793, solo participó el diez por ciento del censo electoral.
  2. La mayor participación se produjo en las primeras elecciones, las reformistas de 1789, casi un 90 por ciento, cuando el elector seguía creyendo, erróneamente, que su voto contenía un mandato imperativo.
  3. La participación se estabilizó en dos tercios del cuerpo electoral, después del Terror y durante el Directorio, justamente cuando los ciudadanos hicieron las primeras manifestaciones de protesta contra la traición de sus representantes, a quienes llamaron los perpetuos.

La síntesis adefésica responde pues a dos falsas creencias: a) las elecciones legislativas determinan el hecho preponderante en la democracia, y b) la participación electoral determina el grado de intensidad y extensidad de la libertad política. Cuestiones estas que han sido recientemente confirmadas con la baja participación electoral en el asunto de mayor importancia política para Cataluña.

Anuncios

77 thoughts on “SINTESIS ADEFÉSICA

  1. THOMAS PAINE says:

    Muy bien traida la analogía con la Revolución francesa. La Declaración de Derechos, esstablecía también el principio de la separación de poderes y aparece la idea de que el poder legislativo emana de todos los ciudadanos que lo expresan directamente o a través de sus representantes (art. 10).En definitiva, constituye, en razón de su exaltación de los derechos del individuo, el primer documento solemne del liberalismo político. Se trata, de la obra de una clase, la burguesía. Al mismo tiempo que condena al Antiguo Régimen, debía constituir la base del nuevo orden. Pronto se convirtió en el dogma de la revolución y de la libertad. Por eso Michelet la calificó de “credo de la nueva era”.Luis XVI consideraba la Declaración como un texto revolucionario y se negó a sancionarlo.
    El 5 de octubre, una manifestación de mujeres seguida por la Guardia Nacional se presentó en Versalles, arrancó al rey la sanción de los decretos y al día siguiente obligó a la familia real a trasladarse a París. La Asamblea la siguió a la capital e hizo suya la teoría de Sieyès sobre el poder constituyente: es decir, que la Asamblea estaba por encima del rey y que por consiguiente éste no podía rechazar las disposiciones constitucionales. Durante los dos años siguuientes, la Asamblea iba a disfrutar de unos verdaderos poderes dictatoriales e iba a gobernar soberanamente en Francia.

  2. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    Si la subjunción causal de este confuso artefacto adefésico fuese regida por la oración que subordina el sentido político sería algo menos falso.

  3. M. García Viñó says:

    Queridos y admirados teóricos (y supongo que, más adelante, activistas) de la República Constitucional: en los últimos días, este blog ha adquirido una altura filosófica que me ha dejado en las nubes. No me he enterado de casi nada. En pocas palabras: de nada. Sin la menor duda, la culpa es mía, que no tengo la preparación de ustedes, pues no soy más que un modesto escritor de novelas geniales. Dentro de este blog, soy un seguidor de Isabel Arranz. Me apunto a todo cuanto ella ha dicho y a cuanto diga en el futuro. Me preocupa, como a ella, cómo vamos a llegar a la gente, porque, estando, como estamos, fuera del sistema, ¿algún medio va a ejercer de repetidor de nuestro proyecto? Y lo que no está en los medios, hoy, ya se sabe. Es en la línea de sensatez y sencillez de Isabel –y no es que a los demás no los considere sensatos- como quiero recordar algo que leí en este blog, creo que en teclas del propio Antonio García Trevijano. Pido perdón de antemano si confundo los conceptos. Dijo el jefe: “Lo peor que nos podría pasar es que nos convirtiéramos en un grupo de intelectuales?. En fin, desde el punto de vista de, como escribió Isabel, “hacerlo entender [nuestro mensaje] al número suficiente de personas? para que se cumplan los objetivos, ¿es lo mismo intelectual que filósofo?

  4. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querido Paine

    Por primera vez creo que no has comprendido la finalidad de mi articulo, ni la referencia a la Revolucion Francesa. Si lo vuelves a leer te daras cuenta de que solo solo la menciono para mostrar el error de la ciencia politica europea, sobre la relacion entre libertad politica y participacion electoral. Con este articulo doy una respuesta a la extrañeza de Pedro Gonzalez sobre lo más facil que resulta creer en un conjunto de mentiras que en cada una de ellas por separado. Espero que comprendas la simpatía con la que te hago esta observacion.

  5. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querido Manolo

    En realidad mis articulos son faciles de entender si se leen con calma. Soy consciente de que terminada la Teoria de la Republica, espero que antes del proximo 14 de abril, (toda accion politica nueva necesita estar derivada de una teoria nueva) comenzaremos la prepararcion de la accion. En ese momento cambiará por completo el lenguaje, la escrutura del discurso y el motivo concreto de las sucesivas llamadas a la organizacion y la accion. Un fuerte abrazo.

  6. THOMAS PAINE says:

    Sr. García Trevijano:

    La observación crítica que me hace la acepto de buen grado; no me gusta la crítica constructiva, si es que existe tal concepto,(la crítica debe ser destructiva… no le cree usted así Sr. Trevijano) pues como usted bien dice: “del error se puede salir, de la confusión nunca”.

    No he sabido ir a al fondo de lo que quería decir anteriormente y me he ido por las ramas de la historia. Quería decir que lo que defiende la revolución francesa, es la democracia burguesa o formal y por otro lado señalar la falsificación que hace Sieyès y los suyos atribuyéndose la representación popular los elegidos sobre los electores.

    Un saludo.

  7. Francisco says:

    Como ya ha comentado Antonio en otro artículo, recuerdo a todos que está reservado el derecho de publicación en este blog de comentarios con más de diez líneas.

  8. THOMAS PAINE says:

    A M. García Viño:

    A veces lo que parece altura filosófica es pura palabrería. Mi instrucción se limita a unas cuantas cosas que creo haber llegado a conocer analizándo críticamente lo que otros me han enseñado. Uno de ellos, ha sido García Trevijano, y es cierto que su rigor y precisión quirúrgica del lenguaje requiere casi siempre de varias lecturas; donde me parecer demoledor es el lenguaje oral.

    Me identifico y así lo he manifesté hace unos días en este foro con la sencillez y sensatez (creo que lo exprese más o menos así) de Isabel Arranz, porque es inteligle y se centra en cómo conseguir los objetivos del MCRC.

    Un saludo.

  9. David serquera says:

    Lock concebia principalmente dos poderes. El legislativo y el ejecutivo, los cuales incluian al poder judicial, como poder para dispensar justicia bajo las leyes producidas por el legislativo. Del legislativo dice que no es necesaria su constante presencia (there is no need that the legislative should be always in being) al contrario que el ejecutivo, del cual es necesaria su presencia para ejecutar las leyes. De esta posibilidad de no coincidencia temporal entre los dos poderes PODRIA (funcion de probabilidad) surgir una separacion entre ambos. Un tercer poder, el federativo, ocupado de hacer tratados internacionales se suma al ejecutivo “aunque…realmente distintos el uno del otro…es dificilisima su separacion” y “estan casi siempre unidos”. Locke no concebia todavia una separacion real de poderes y ni mucho menos concebia su separacion como fundamento democratico, ya que para el es el predominio del legislativo el que da el nombre a la democracia. sin embargo, para locke “la comunidad retiene a perpetuidad un poder supremo, para librarse a si misma de los intentos y designios de cualquier poder, incluso del legislativo, siempre que estos sean tan perversos o tontos como para tender o llevar a cabo designios contra las libertades o las propiedades de los individuos”…”Asi la comunidad, en este sentido, es el poder supremo, pero no considerado bajo ninguna forma de gobierno, porque este poder no puede tener lugar hasta que el gobierno es disuelto”

  10. David serquera says:

    La Democracia necesita de poderes separados e independientes para evitar la corrupcion, impartir justicia, legislar representando a los electores y ejecutar las leyes en beneficio de los mismos.

  11. THOMAS PAINE says:

    A David Serquera:

    Esto último está muy bien dicho. En tres líneas resumes mis aspiraciones de lo que desearía como régimen de poder democrático.

    Un saludo.

  12. M. García Viñó says:

    Para Thomas Payne y Antonio García Trevijano:
    Queridos y admirados amigos: en el ámbito en que me muevo, el de la novela española, vengo defendiendo, desde los años 60, la acción de elevar al público a la novela intelectual, a la novela de ideas, frente a la de rebajar la creación al nivel de los indocumentados, que es lo que se hace ahora por motivos comerciales a los que los “novelistas? se pliegan. No quisiera, en modo alguno, que se viera en lo que he dicho una defensa de la divulgación, ni, muchísimo menos, de la vulgarización, sobre todo en esta fase de creación de una nueva teoría, como dice Antonio. Pero aquella frase –“lo peor que nos podría pasar es que nos convirtiéramos en un grupo de intelectuales?- se me quedó grabada y me gustaría que alguien me aclarase su significado. Y, a propósito de frases: aquí se hace cuestión continuamente del concepto democracia. Precisamente, estos días se está poniendo, en un teatro madrileño, El enemigo del pueblo, de Ibsen. El tercer acto de los cinco que tiene, termina con una afirmación rotunda, justificada plenamente por lo que está sucediendo en la obra: “la mayoría nunca tiene razón?.

  13. Isidoro Lamas says:

    Los escritores escriben porque lo necesitan o/y porque les da de comer. Lo que da de comer más es estar a la moda y crear los textos que la gente quiere leer. Que la mayoría de los lectores no estén de acuerdo en un determinado tipo de literatura no implica que sean estúpidos sino que sencillamente no opinan como usted. Libertad para elegir. Eso sí, quien quiera hacer una literatura impecable pero que nadie desea leer es muy libre y si la literatura impecble tiene un público potencial de unos centenares de personas… pues que lo vea como un hobbie porque de ello no ganará para comer. Al fin y al cabo esto siempre ha sido así y si hoy la literatura se ha “vulgarizado” es porque los que ayer apenas sí comían hoy pueden permitirse leer: serán sencillos, serán lanares, pero ellos son soberanos consumidores.

  14. THOMAS PAINE says:

    Para M. García Viño:

    Con todo mi respeto, opino que la lectura de novelas a partir de los 35 años, como dijo Pla, es una pérdida de tiempo. Frente a la literatura de la imaginación opongo la de la observación. Los autores tipo T. Mann que crean personajes intelectualmente muy evolucionados son un tostón.

    Respecto a la cuestión que planteas del concepto de democracia, diré que en cuanto a régimen de poder lo ha definido muy bien D. Serquera anteriormente.

    Afectuosamente.

  15. Isidoro Lamas says:

    Paine: sobre la palabrería le recomiendo busque la famosa carta de Sir Karl Popper \”De las grandes palabras\” dirigida a, entre otros, Habermas: en ella (fue publicada sin su consentimiento) Popper realiza hasta un cuadro explicativo en que coge frases de cinco o seis líneas de Habermas y pone al lado lo que quieren decir (muchas sencillamente nada) en unas pocas palabras.

  16. Antonio Garcia Trevijano says:

    al 6

    Querido Paine

    Por supuesto que la crítica debe ser destructiva para ser crítica. Pero no he criticado ninguna proposicion tuya, que no has hecho. Simplemente me limito a decir que no has comprendido la intencion de mi texto, y que si lo lees otra vez lo comprenderas. Eso es un consejo de amigo.

  17. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    Respecto al último párrafo de Antonio, sobre la falsa relación que existe entre la importancia de lo que se vota y el número de los que votan, hay que recordar también que más del 40% de los ciudadanos no votaron el 25 de octubre de 1979, cuando el gobierno convocó un referéndum sobre los Estatutos Autonómicos en Cataluña y el País Vasco. Y eso que esto constituía uno de los pilares históricos de la oposición durante toda la larguísima etapa franquista.

  18. M. García Viñó says:

    Sr. Paine: no creo que debamos ocupar aquí espacio hablando del género artístico-literario novela, pues el blog discurre por otra senda. Por eso sólo le diré, con todo respeto igualmente, que Pla no dijo 35 años, sino 40, ni tampoco que leer novelas luego de esa edad era una pérdida de tiempo, sino que era cosa de tontos. Por aquel entonces -1967- escribí un artículo demostrando que el señor Pla había dicho la mayor chorrada de su vida. Yo, a quien encuentre que es un tostón La montaña mágica , simplemente lo compadezco. Si usted se entretiene en consultar su bibliografía, verá que todos los libros de filosofía, teología, sociología, antropología, etc. que se escribieron en los años 60 y 70 están plagado de citas de novelas y obras de teatro de los 50 y los 60, escritas por unos tontos que se llamaban Albert Camus, Gabriel Marcel, Jean Paul Sastre, Hermann Hesse, Aldous Huxley, Cesare Pavese, etc. Y si –modestia mía aparte; es casi inexistente- lee mi novela Polución, me atrevo a creer que comprobará que, sin ser en absoluto aburrida, tampoco constituye la más endeble reflexión sobre la relaciones del hombre actual con la naturaleza, como lo entendió el profesor de Salzburgo de cuyos trabajos, en parte, me nutrí. Me refiero a Hans Sedlmayr.
    Me apunto a lo de que la crítica debe ser destructiva. Y, como quería Baudelaire, subjetiva, apasionada y partidista.

  19. Francisco Alvaro says:

    Estimados amigos:
    En relación al asunto de la utilidad de la novela, no solamente no creo que leerlas a partir de una determinada edad sea cosa de tontos, sino que una buena novela puede ser un artefacto altamente peligroso, revolucionario o evolucionario, una bomba de conciencia, que, por tener su campo de expansión en el seno de la sociedad civil, puede entrar en resonancia con ella al igual que el resto del buen arte.
    Otra cosa es que no se escriban buenas novelas o no se publiquen.

  20. THOMAS PAINE says:

    Sr. García Viño:

    Tiene usted razón, hay que ser respestuosamente con las razones y objetivos que sigue este foro.

    No era mi intención ofender a su oficio, simplemente quise decir que despué de haberse escrito: El Quijote, Guerra y Paz, Crimen y Castigo o Los Miserables, me parece que quedan pocas páginas válidas por escribir.

    Afectuosamente

  21. Isidoro Lamas says:

    Exijo que se establezcan por escrito cuáles son las condiciones para estar exentos de la regla de limitación de espacio de escritura a diez líneas. ¿Cómo hablar de democracia y control limitativo del poder cuando se practica la arbitrariedad más evidente? Pónganlo por escrito para que a modo de “Constitución” absolutista pese sobre la cabeza de alguno y rinda cumplido homenaje a su autocracia. Digo esto porque hay textos que exceden con mucho la norma y no son podados…

  22. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    No entiendo que un género literario se pueda relacionar con la edad. Me parece un planteamiento absurdo. Homero escribió su “Batracomiomaquia” para adolescentes y viejos. Menippo de Gádara gustaba a los soldados de Sila, que llevaban sus novelas en la mochila. Charitón, Jenofón, Heliodoro y Longo gustaban a los jóvenes enamorados. Pero Luciano es el autor preferido de los hombres maduros. Y Heliodoro gustaba tanto al viejo Cervantes que su Persiles es imposible sin Las Etiópicas. El nonagenario Varrón pasó sus últimos años estudiando las Aventuras de Leucippé y Kleitofón, de Aquiles Tacio. La novela de Calímaco y Chrisorroé deleitó los últimos años de Aníbal. Mientras el hombre sea curioso y sensible a la belleza literarias leerá novelas independientemente de su edad. Como Goethe.

  23. Isabel Arranz says:

    Leo este blog para aprender, porque aunque haya comentarios o artículos difíciles de entender, se transmite una voluntad de verdad como no había visto antes en relación al mundo político actual.
    Escribo en este blog para mostrar algunas inquietudes desde la óptica de una ciudadana anónima, semianalfabeta en Historia y Política (ya menos) y sierva involuntaria del Estado de Partidos, como la mayoría de la población. A mí se me cayó la venda de los ojos un día, no hace un año, en que escuché al Sr.Trevijano y creo que esto les ocurriría a muchos más. Un hombre auténtico, radical (de ir a la raiz) y muy bondadoso, en mi opinión.
    P/D Por cierto, me queda un año para llegar a la edad en la que me convertiré en tonta por seguir leyendo buenas novelas, me produce una gran satisfacción entrar en el mundo de personas con una sensibilidad especial y no lo voy a poder evitar.

  24. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    Ah! Se me olvidaba: el septuagenario San Agustín aún leía el Asinus aureus; supongo que con escándalo, y haciendo penitencia después. Sí, señor Lamas, la soldadesca romana gustaba mucho de las “sátiras menipeas”, como “Las columnas de Hércules”, “La Marmita tiene su cobertera” ( o los deberes del marido ),”Al jarro su medida o de la embriaguez”, “Turlututu, o del Elogio”, etc. ¡Tiene usted que leer más a Livio!

  25. MessageInOut says:

    Señor García Viñó:

    Aprevecho su presencia en este foro para pedirle un favor. Deseo saber dónde o cómo encontrar dos libros suyos: “Un Nudo en la Eclíptica” y “La pérdida del Centro”. He leído su “El Escorpión” y, por fin, he comprendido a lo que se refería en su “Teoría de la Novela”. Acabo de localizar su “Novela Española del Siglo XX”, que ya había conseguido leer a través de la Red de Bibliotecas de la Diputación de Barcelona. Ahora forma parte de mi colección de libros de texto.

    Un republicano saludo.

  26. Isidoro Lamas says:

    Teniendo en cuenta que en la época de las guerras civiles del final de la república romana el ejército romano estaba recien reformado y sus filas pasaron de ser integradas por hacendados a serlo por proletarios del censo por cabezas… es sumamente discutible o dudoso que la soldadesca, en abstracto, leyese algo o pudiese hacerlo. De leer, incluso novelas pastoriles, no estoy muy seguro de que se hubiesen mostrado dispuestos a violar el pomerium como lo hicieron con el tirano Sila: ¡y mucho menos teniendo en cuenta que Sila representaba las ambiciones de la reacción aristocrática!

  27. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    Existía una enseñanza pública en Roma que llegaba a los 13 años en los niños, y a los diez en las niñas. Se trata de las “ludi triviales”, llamadas así porque se instalaban en el cruce de “tres calles”; de ahí su nombre. La enseñanza era muy básica, de ahí la palabra trivialidad. No sólo sabía leer todo soldado romano, sino que entre los 18 y los 20 años, antes de integrarse en las distintas legiones de la República – llegaron a 32 -, pertenecía a la milcia romana, en donde se les enseñaba historia, estrategia y agricltura. Pues como dijo un gran general romano: “Hemos ganado más batallas con el azadón que con la espada”. El proletariado está presente en el exercitus Romanus desde el siglo IV a. C., en que el dictador Furio Camilo decidió estipular un sueldo a cada soldado de acuerdo a su rango militar. Las sátiras menipeas no son novelas pastoriles, sino novelas desenfadadas con muchas escenas picantes, de las que gustan los soldados jóvenes. Usted no da ni una; es un incordio y un analfabeto.

  28. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    Vaya a la Biblioteca Nacional. Lea los fragmentos de la “Historia de la guerra social y de la guerra civil”, de Lucio Cornelio Sisenna. La puede encontrar en el Corpus Scriptorum Latinorum Paravianum, en la Scriptorum Classicorum Bibliotheca Oxoniensis, o en la Teubner, naturalmente. Allí encontrará los libros que llevaban en la mochila los soldados de Sila, que serían los mismos que los que llevaban los de Mario. Disculpe mis palabras anteriores, pero le veo en un plan desabrido y desafiante. Y no entiendo por qué.

  29. THOMAS PAINE says:

    Algo más sobre novelas:

    La longitud del género novelesco no coindice con la brevedad de la vida humana. Encuentro absurdo el hecho de que un novelista dedique varias páginas a describir lo que hay sobre la mesa de una habitación. Son contados los libros – las Mil y una noches, o el Orlando furioso- de cuya esencia misma es inseparable la longitud, porque nos da la certidumbre de que en sus páginas podemos perdernos como en un sueño o una música; las muchas páginas, en general, son promesa de tedio o de mera rutina.”

    La realidad suele ser infinitamente más rica que la imaginación.

  30. Francisco Alvaro says:

    La novela (algunas) como método para profundizar más en esa realidad, liberando al hombre del peso de una jerarquía que acaba en Dios, “por la gracia de Dios”, y centrándole en el mismo con mayor capacidad para percibir esa realidad. Para liberarse. El arte centrado en el hombre.

  31. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    El comentario de Francisco ?lvaro coincide un tanto con la Teoría de la Novela, de Georgy Lukács, que entiende la novela como una neoépica liberadora. Su Historia de la Novela, mucho mejor, es una obra insoslayable para entender el significado de la novela, sobre todo de la novela histórica.

  32. Vicente Carreño Carlos says:

    Queridos amigos:

    Me permito abrir un espacio para saludar los comentarios de M.García Viñó, e Isabel Arranz. Me alegro mucho de poderos leer.
    Echo de menos a Juan Seoane, Miguel de Mallorca, Fernando, Thulio, Pepe Fernández, M. Luz Bodineau, Dionele, Leonardo Balmaseda, Alejandro Garrido,… y cómo no a Dalmacio Negro y, a Gonzalo Puente-Ojea.

    Don Antonio ¿tiene noticias de Joaquín Navarro Esteban?. Yo, con el permiso de todos, me permito enviarle desde aquí un fuerte abrazo con mis mejores deseos de salud y bienestar.

  33. M. García Viñó says:

    Payne: no quiero que parezca que te dejo de contestar despectivamente. Pero, por las razones que ya expuse, sólo te diré que, a esos monumentos de la narrativa que mencionas, añadas otros del siglo XX como “Trilogía USA?, “Doctor Faustus; “Contrapunto?, “El poder y la gloria?, “El extranjero?, “Otra vuelta de tuerca? etc. etc.
    Francisco ?lvaro: Julien Green decía eso: que la novela es un género peligroso. Naturalmente, cuando hablamos de novelas, nos referimos a las serias, no a las que hoy promociona la industria cultural.
    MessageInOut: escríbeme a ligeia@auna.com dándome tu dirección y yo te mando “Un nudo en la eclíptica? con mucho gusto. Y me dices, por favor, cómo has conseguido “El escorpión?.
    A todos: cuando busquéis algún libro difícil de encontrar, buscad en la red las librerías Renacimiento, de Sevilla, o París-Valencia, de Valencia. No suelen defraudar.

  34. MessageInOut says:

    Señor García-Viñó:

    Su novela “El escorpión” puede tomarse en préstamo en la “Xarxa de Biblioteques de la Excel·lentísima Diputació de Barcelona”. Pero es la única que tienen de usted. El resto son libros de ensayo o de crítica.Y “El escorpión” está disponible allí gracias a la donación que “La Caixa” le hizo a la “Dipu” de todos los libros del fondo de su antigua red de bibliotecas. En esa red sí que había auténticas novelas. Acabo de leer “Historia de guerra”, de Victor Alperi. Ahora estoy con la de Mantero “Antes muerto que mudado”. Y otra decena de obras estupendas ha caído en mis manos por el mismo procedimiento. En la actualidad, en la Red de la Dipu, sólo se reciben las mierdas de Rosa Montero o de los cuspidáneos de moda. ¡De eso, que no falte en esta España de analfaburros!

    Si quiere conocer el fondo completo, véalo en:
    http://www.diba.cat/biblioteques/bibliotecaelectronica/bdd.asp?user=undefined

    Un abrazo.

  35. MessageInOut says:

    Algunas de las novelas que han caído en mis manos:

    “El Discípulo amado” / Antonio Enrique
    “Paralelo 40 ”
    “Roma, ramera y romera”
    “Hicieron partes” / Castillo-Puche
    “Don Julián”
    “Juan sin tierra” / Goytisolo, Juan.

    También he podido leer el libro de Ferreras “La novela en el siglo XX, (desde 1939)”

    Y las que seguirán. Tengo pedidas “La Revuelta”, de Andrés Bosch, “El jardín de Atocha”, de Carlos Rojas… en fin, un montón.

    No está mal, ¿verdad?

  36. MessageInOut says:

    (Sigue para García-Viñó)

    Hacen cola en mi estantería:

    “El fulgor y la sangre”

    Y he pedido:
    “Pro patria mori”, de Antonio Martínez Menchén
    “Gran sol”, de Ignacio Aldecoa
    “Un Hombre que se parecía a Orestes”,de ?lvaro Cunqueiro.
    “La Reducción ” y
    “El piquete”, de Josep Tomás Cabot.

    (Esto del máximo de las diez líneas resulta algo engorroso).

    ¡Hay muchas, amigo don Manuel! Y casi todas están descatalogadas y sin reedición en proyecto.

    En fin, un saludo.

  37. THOMAS PAINE says:

    Queridos amigos:

    He llegado a la conclusión que el Sr. Lamas es un verdadero grafómano.

    Los grafómanos, escriben como otros fuman o montan en globo.

    Una advertencia: resultan indegestos al por mayor, sólo se pueden soportar en pequeñas dosis.

  38. MessageInOut says:

    Para Thomas Paine (14):

    Creo que no se equivoca demasiado en su opinión de lo que es la novela, si es que se refiere a la actual, la propiciada por las grandes editoriales. En efecto, resulta una auténtica pesadilla leer, en cualquiera de los bodrios de Javier Marías, un parrafazo de veinte páginas en las que se dedica a explicar lo que ve en una habitación desde su especial punto de vista de marciano confuso. Y más si uno conoce, aunque sea de un modo rudimentario, los múltiples propósitos del uso de la coma en un escrito. O del punto y seguido. O del punto y aparte.

    También me parece, como a usted, absurdo perder el tiempo leyendo lo que le sucede a una serie de personajes de ficción que se limitan a vegetar y a hacer cosas que todos vivimos cada día. Eso es una forma de realismo de pedorreta y almorrana que tiene mucha prédica entre los lectores de rebaño, de legañoso tren de cercanías. Gente ignorante a la que esta democracia de los partidos ha convencido de que es el centro del mundo, y de que lo único que se puede hacer y pensar en esta vida es lo que ellos hacen y piensan (que es lo que el Régimen les ha enseñado a pensar y obligado a hacer).

    Una auténtica novela es otra cosa. Una novela de verdad es una obra de arte, como lo son algunos cuadros, esculturas o edificios extraordinarios. Y a nadie se le ocurriría decir que el Partenón es un edificio más; y que, por lo tanto, no vale la pena ir a verlo porque ya tiene uno su propio piso. Y tampoco resulta inútil leer ficción cuando ésta alcanza esa categoría, porque deleita, instruye y, a veces, incluso crea pensamiento filosófico. El existencialismo, por ejemplo, procede de la ficción. O eso creo.

    No me haga mucho caso. Pero léase “La Modificación?, de Michel Butor. Y hablamos luego.

  39. Pla (Club Republicano 3) says:

    Estimados amigos:

    Ha sido realmente agradable leer las reflexiones sobre la novela y la novelística, especialmente las realizadas por García Viñó (un muy cordial saludo, D. Manuel), con el recuerdo de algunas grandes novelas y de ese interesante autor que fue Lukács y su teoría de la novela, esbozada en sus obras Goethe y su Época, Los Realistas Alemanes del siglo XIX y Thomas Mann, todas ellas muy recomendables.

    Si me permitís recordaré una anécdota que mortificó a los ilustrados y románticos españoles durante más de 100 años y que, de alguna manera, reivindica la frase Pla (D. Josep) citada por Paine y corregida oportunamente por García Viñó, sobre la lectura de novelas en la edad adulta.

    En la correspondencia de Voltaire con el Conde de Aranda hay una carta en la que Voltaire señala que la incultura que aqueja a las élites rectoras españolas se aprecia en sus bibliotecas, en las que sólo figuran novelas y libros religiosos, y eso a pesar de que está escrita en español la mejor de las novelas, esa que demuestra la futilidad de todas ellas: el Quijote.

    Anécdotas a parte, hoy hemos celebrado el primer acto del Club Reublicano Tres en el Ateneo en este año. No ha estado mal, con lleno absoluto en la Sala de Conferencias. En nuestra página web ( http://www.club-republicano.com/enlaces.htm , sección convocatorias) podreis ir conociendo los actos del Club Republicano Tres que se sucederán (12 y 27 de febrero, y 27 de marzo) en las que iremos dando a conocer en esa ilustre Casa al MCRC, preparando el magno acto que esperamos realizar con D. Antonio el 12 de abril, en el Salón de Actos del Ateneo, que esta vez llenaremos hasta el último anfiteatro.

    Hemos coincidido allí algunos de los que por aquí venimos, como Germánico, Vilamallén, Alejandro Garrido, Pedro González y yo mismo. Ni que decir tiene que sería muy positivo que todos los que pudieseis, por vivir en Madrid o cerca, que os acercaseis por allí a alguno de los actos que celebraremos para así tomar contacto y conocernos.

    Salud y República Constitucional

  40. THOMAS PAINE says:

    Para MessageInOut

    No bebo, no fumo, no me drogo, apenas veo TV, como poco. Mis vicios son El Quijote, La divina comedia y no incurrir en la lectura de Javier Marías ni Rosa Regás.

    Tomo nota de tu recomendación, hablaremos.

    Un saludo.

  41. MessageInOut says:

    ¡JAJAJAJAJAJAJAJAJA..!

    Bien hecho. Sus novelas debieran llevar un aviso:

    “Leer a Marías perjudica gravemente su salud y la de los que están a su alrededor”.

    Será un placer hablar contigo, como lo es leerte siempre.

    Un abrazo.

  42. M. García Viñó says:

    Querido MessageInOut: eso de “los cuspidáneos de moda”… ¡Tú lees La Fiera Literaria! Y el Ja, Ja, Ja, Ja… me confirma que eres el gran J. C. ¿Me equivoco?

  43. Ramsés says:

    Hola a todos:

    Me gustaría hacer una pregunta sobre una frase el señor Antonio Garcia Trevijano. En el debate de La Clave, bajo el titulo “hay democrácia en España”, el señor Trevijano dijo:” En la situación actual, un partido republicano seria absurdo (…). Todo partido en esta situación que vaya al parlamento refuerza el sistema, no lo destruye”.
    Mi pregunta es: ¿Por qué es asi?, ¿No seria un medio para cambiar el sistema?.

    Un saludo.

  44. MessageInOut says:

    Te doy mi punto de vista, Ramsés:

    En la situación actual, un partido republicano seria absurdo porque cualquier ideología que se incardine en el sistema partitocrático será digerida por éste. Esa es, precisamente, la idea que subyace en toda la política apaciguadora de Zapatero, cuando intenta llegar a la “paz” legalizando a Batasuna e integrándolo en concejalías, alcaldías, diputaciones y consejerías. Una vez dentro del Régimen de partidos, ninguna idea se distingue de las demás. Ninguna puede cambiar el Régimen.

    La falsa idea del “cambio desde dentro” proviene del supuesto “cambio democrático” desde el franquismo, cuando se nos convenció a los españoles de que las Cortes se “suicidaron políticamente”. Y, aún antes, de las viejas tesis del comunismo de posguerra de integrarse en todas las jerarquías y clases funcionariales para “cambiar el sistema desde dentro”.
    Todo falso. Ni el comunismo cambió nada desde dentro; ni las Cortes se suicidaron, sólo se reciclaron; ni un Partido Republicano Español haría otra cosa que participar en la Segunda Transición light que nos vende Zapatero.

    La sociedad española fue estafada en 1975 por los partidos, que debieron haber protagonizado la ruptura con el régimen franquista en lugar de su descarada venta al Régimen. Ahora debemos ser nosotros los que protagonicemos la ruptura con el régimen pseudo-democrático de la partitocracia.

    No, Ramsés. Eso no se hace desde dentro. Se hace desde fuera denunciando la falta de democracia, la dependencia de los poderes del Estado de las cúpulas de los partidos, y logrando la abstención masiva de los españoles, porque es la verdadera bestia negra de la oligarquía de partidos.

    Un saludo.

  45. Antonio Garcia Trevijano says:

    al 3

    Querido García Viño

    En varias ocssiones se ha suscitado el debate de si debo descender de la teoria a la práctica y de si debo escribir con mas claridad. En cuanto al primero, solo digo que no habrá acción politica inteligente y eficaz sin una teoría de esa accion. La Republica no tiene teoria. Con ella se eliminarán los recelos que vienen de la razon, contra la improvisacion. Pero repito: lo peor que nos puede suceder es convertirnos en un grupito de intelectuales. ¡Qué tiene que ver una cosa con la otra!.

    Dicho esto, no me parece justo que situes a este blog en una altura inalcanzable para los que no tienen conocimientos de filosofía, llegando a decir que no has entendido nada en los últimas días. Sé la buena intencion que te guía. Pero tus palabras pueden dar la impresion de que que en este blog, salvo el buen sentido práctico de Isabel Arranz, nada hay que pueda interesar a un republicano como tu.

    Es injusto preterir los nombres de muchas personas (David, los dos Vicentes, Alejandro Garrido, Pedro, Vilamallen, Pla, Miguel, Isidro, etc,) que se han entregado a la organizacion y difusión del MCRC. Es evidente que no esperamos la ayuda de ningun medio de informacion. Pero es firme decision editar, con todo decoro, una publicacion periodica del MCRC.

    Tu insistes en que ninguna critica literaria es seria si no precisa los nombres, los libros y los parrafos de los autores que denigra. Estoy de acuerdo. Por eso acepté el honor de prologar tu libro sobre EL PAIS. Yo pienso lo mismo de las criticas intelectuales. Y no me creo, perdona, que no hayas entendido nada de mis últimos articulos. Solo te tomaría en serio si fueras capaz de reproducir un solo parrafo, idea o pensamiento que no hayas comprendido. Si no me das la oportunidad de que demuestre tu error (mis articulos son densos, pero sumamente claros), consideraré que tu expresion solo ha sido una figura retorica para valorar más el sentido comun que el sentido politico. Sabes que con estas líneas solo quiero dejar afirmada nuestra amistad personal y nuestra mutua lealtad a la Republica Constitucional. Deseo que escribas con mayor frecuencia. Con todo afecto y gratitud.

  46. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querido Ramses

    Suscribo la contestacion de Messagein. A la que añado esta consideracion: El nombre de la Republica, como el de España, en tanto que designan totalidades no pueden pertener a ningun partido. Afecto y lealtad

  47. Antonio Garcia Trevijano says:

    Queridos amigos

    Os confieso la sorpresa, y leve decepción, que me produce vuestra escasa comprension de la novedad de mi artículo. Es desagradable que tenga que llamar la atencion sobre la importancia de las ideas que voy desgranando. El articulo de hoy contiene pensamientos originales que otro día desarrollaré. Sobre todo los contenidos en estas frases:

    1. Solo los que creen en el consenso monárquico y partidista pueden comprender que hay libertad política en todo pueblo que puede elegir como gobernante entre dos partidos legisladores y judiciales.

    2. Dos falsas creencias: a) las elecciones legislativas determinan el hecho preponderante en la democracia, y b) la participación electoral determina el grado de intensidad y extensidad de la libertad política.

  48. Antonio Garcia Trevijano says:

    al 12

    Querido Manolo

    Esa obra de Ibsen contiene interesantes enseñanzas politicas. En efecto la mayoria, casi nunca tiene razon. Por eso la finalidad de la Constitucion de la democracia es proteger las minorias. Las mayorias dan fuerza decisoria. Eso basta para legitimarlas.

  49. Francisco Alvaro says:

    Creo que lo principal en la democracia serian los sistemas de autocontrol de dicha democracia, procesos capaces de remover a los diputados que no cumplan y al mismo presidente. Un sistema autorregulado. Una lógica circula, un circulo de poder que incluya necesariamente a la sociedad civil mediante estos sistemas de control.

    La mayor o menor participacion en las elecciones tendría, ciertamente, una importancia secundaria en este sistema autorregulado, donde la sociedad civil estaba enclavaba en la estructura circular por definición, y no cada cuatro años, soliviantada por su incultura política y azuzada por las técnicas del marketing.

    El hecho mismo de constituir un sistema político republicano elevaría necesariamente el actual conocimiento político de la sociedad civil.

    Saludos. Viva la III República. Viva España viva.

  50. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querio Francisco Alvaro

    Lo que propones está incorporado a mi teoria pura de la democracia. Toda la cuestion esta en volver a la raiz del voto con mandato imperativo, revocabilidad del mandato y un comite de seguimiento del elegido. Me alegro de tus buenas intuiciones, abrazos.

  51. Francisco Alvaro says:

    Estimado D.Antonio:

    Con objeto de aumentar las visitas a este blog y de dar a conocer en mayor medida sus planteamientos, voy a hacer las siguientes consideraciones:

    1. Creo que sería buena idea elaborar una guía o “curso” de republicanismo formado por una secuencia de distintos artículos de este blog acompañados de enlaces a audio y video disponibles en la red para ilustrar más dichos artículos.

    Un curso que permitiera un aprendizaje progresivo para las personas que se interesen por él y que se queden con lo esencial aunque no avanzaran más allá de dos o tres entradas.

    2. Esta relacion de enlaces o entradas a artículos podría ser mandado de forma sistemática a los blogs más representativos (como creo que se hace regularmente con el blog de Arcadi Espasa; no sé si otros).

    3. Este “pack” o curso podría llevar un mensaje para animar a la difusión por otros blogs a todo aquel que esté de acuerdo con estas ideas.

    Bueno, siento la extensión. Son sugerencias.

  52. Alejandro Perez says:

    He leido con pesar algunos comentarios en este hilo que me han producido cierta inquietud y desasosiego. Es posible que no haya “captado” el sentido con el que están escritos (los malentendidos son harto frecuentes en los blogs y foros), pero desde luego no suscribo en absoluto lo que transmiten al primer vistazo: ¿que se pierde el tiempo al leer una novela a partir de los 40? Todavía no he tenido ocasión de leer el libro del Sr. García-Viño, que está entre los próximos, pero desde luego, no pienso quemar los “libros de caballería”. No me gustó el Codigo Da Vinci (lo leí por casualidad en un momento de ocio y porque llegó de forma gratruita a mis manos), pero ya suponía que no me iba a gustar antes de leerlo. Pero sí me encantó “Q”, y soy un apasionado de “Neuromante”, así como del “Criptonomicón”, y también me encantan las aventuras de Sandokán y del Corsario Negro. Eso no impide que sea capaz de leer y disfrutar con “El discurso de la República”, o el “Manifiesto Hedonista”, o “Soberanos e Intervenidos”. Para mí la lectura es como el cine, y como la vida, hay momentos en los que es necesario el ocio, desconectar, relajarse, y conviene tomarse las cosas con buen humor y despreocupación. No todo puede ser serio, puesto que para mí, quizá lo que más nos distingue de los demás seres vivos es la risa. No me gusta la televisión que hay, pero desde luego no me gustaría tampoco si todo fueran documentales o programas de La Clave. Espero que todo esto no acabe derivando en un concepto “elitista” de la cultura.

    De nuevo mis saludos a todos, y chapó por los comentarios de Isabel Arranz

    Alex

  53. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querido Alejandro Perez

    Creo que en efecto has padecido un malentendido. El propio García-Viño ya advirtio que este blog no era el lugar apropiado para debatir sobre literartura. Si dentro del MCRC caben todas las ideologias y todos los niveles culturales, si el MCRC está llamado a ser la parte activa del tercio laocrático, es imposible que pueda estar inspirado o fundado en un concepto elitista de la cultura. Aunque es cierto que desde su origen esta dotado de un sentimiento estético de la vida, que rechaza tanto la descortesía como el mal gusto. Gracias por tu advertencia.

  54. Antonio Garcia Trevijano says:

    al 22

    Querido Gonzalo

    Esos escritores son partidarios de la democracia, aunque son muy escépticos respecto de la posibilidad de instaurarla. En toda caso, siempre manifestaron simpatía hacia mis posiciones radicales. Mantengo amistad con ellos. Gracias por tu apoyo al MCRC.

  55. Antonio Garcia Trevijano says:

    al 35

    Querido Vicente

    No tengo las direcciones personales de las queridas y admiradas personas que mencionas. Tambien yo las echo de menos. No tengo noticia alguna referente a Joaquin Navarro, aunque estos días he continuado defendiendo sus intereses en el pleito contra Luis del Olmo, ante el TS. Con Dalmacio Negro si mantego relacion asidua.
    Llamaré a Gonzalo Puente para transmitirle tu interes

  56. MessageInOut says:

    A 47:

    No, don Manuel, no soy el gran J.C. Pero sí un fiel admirador de “La Fiera Literaria”, en donde hasta me han publicado alguna cosilla. El “¡JAJAJAJAJAJA..!” es que me salió así.

    En cuanto a quién soy, llevo tanto tiempo repartiendo mandobles en todos los foros independentistas, nacionalistas y catalanistas que, de saberse mi identidad, me iba a salir la torta un pan. Que estos bestias no se andan con sutilezas… Tanto es así, que, antes de escribir como yo mismo, tendré que matar a MessageInOut.

    Recuerdos al gran Clandestino.

  57. germanicus(club R 3) says:

    La lectura debe de incorporarse a la educacion, en edades tempranas,leer a los diez años es importante a los quince imprescindible, a los veinticinco como en el resto de la existencia fundamental. Para los gustos, los colores: Proust y Joyce me aburren, Balzac y Dostoweski en ocasiones son plumbeos pero para mi tienen todos los respetos. No tienen para mi ningun respeto,los autores del jinete polaco ni del codigo da Vinci. Eso no es literatura, es otra cosa. No creo que Pla lector empedernido, de Filosofia,Historia,Politica etc tenga nada en contra de los que preferimos leer a Sender, a Blasco Ibañez o a Maupassant en lugar de leer a Malthus, Jefferson o a la escuela de Chicago. En cuanto a Tomas Mann su montaña magica es la novela mas inteligente, interesante y menos pretenciosa que se ha escrito.Perez Reverte me entretiene,(que Cervantes, y Homero me perdonen), esto es solo mi punto de vista,totalmente de acuerdo con que la literatura y la musica actual la hacen los semi analfabetos jefecillos de las multinacionales. Mis saludos y mis votos por el restablecimiento del Sr.Trevijano. Viva España y Viva su futura III Republica.

  58. Pedro M. González (Club Republicano 3) says:

    La ficción de que esto sea una democracia parece descansar, entre otras, en dos creencias absurdas:

    – El creer que por participar en elecciones al legislativo mediante el sitema de listas de partido consuma y agota el hecho Democrático.- Lo que además conllevaría un acto de tracto único que se agota en si mismo, cuando la realidad el hecho Democrático es de tracto sucesivo y continuo ejercicio (separación de poderes, principio representativo, control de la actividad política …)

    – La creencia de que la garantía de las libertades positivas individuales es equivalente la existencia de Libertad Política.- Es decir, asimilar libertad de expresión, de reunión, de asociación … a la existencia de Libertad Política, imposible en el sistema de partitocracia dada la imposibilidad intrínseca de convertir a la sociedad civil en agente político.

    Salud y República.

  59. MessageInOut says:

    Hablando de independencia de poderes, vale la pena que leáis la declaración institucional de CGPJ en respuesta al acoso en las calles del PNV por la cita a declarar mañana a Ibarretxe. Los vascos se ciscan en cualquier clase de independencia de poderes. No hay más poder en Euskadi que el del Ejecutivo vasco (el Legislativo está secuestrado por él, a su servicio).

    http://estaticos.elmundo.es/documentos/2007/01/30/cgpj.pdf

    Son insaciables.

  60. THOMAS PAINE says:

    La libertad política no debe entenderse en términos participativos sino mediante un régimen de poderes que se controlen recíprocamente. Para el ciudadano consistiría en una Constitución que señale límites precisos a la acción de gobierno; separación y equilibrio de poderes que impidan la ausencia de control por parte de los órganos que representen eficazmente a los ciudadanos y eviten la suplantación de la voluntad general por la de unas camarillas ávidas de poder.

  61. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querido Pedro

    Como habras comprobado, este articulo responde a la cuestion planteada por ti en el anterior articulo. La libertad politica es algo que parece complejo y, como tu ves, resulta sencilla de identificar. Aunque debe separarse de los derechos politicos colectivos, como lo demostraré en proximos analisis.

  62. Antonio Garcia Trevijano says:

    Querido Paine

    Has tenido una intucion extraordinaria. La libertad politica, en tanto que accion colectiva cuyo agente, como dice Pedro González, es la sociedad civil, no se puede confundir con la democracia participativa, cuyo resorte no deriva de la lihertad sino de la igualdad. Puede haber libertad politica sin instituciones de cogestion participativa (EEUU y Suiza), como tambien
    a la inversa (antigua Yugoslavia).

  63. Martín-Miguel Rubio Esteban says:

    Sin embargo, para griegos y romanos la libertad, eleuthería/libertas, era sinónimo de participación ( méthexis/communicatio ). Y que conste que tanto en Atenas como en Roma los tres típicos poderes del Estado estaban separados (Boulê-Heliaia-Junta de Generales/comitia tributa/concilia plebis-comitia centuriata-comitia curiata ).

  64. THOMAS PAINE says:

    Martín-Miguel:

    Te estás remontando al antiguo, pero Benjamin Constant en su célebre discurso de principios del XIX, distinguió entre la libertad antigua y moderna, es decir; la libertad política y la libertad civil.

    Así se ha confundido frecuentemente el poder del pueblo con su libertad; el autogobierno colectivo que nos remonta al mundo antiguo y por otra parte la libertad política que su cualidad básica no de debe medirse en términos participativos sino como capacidad de los electores para elegir a los gobernantes y deponerlos, separación y equilibrio de poderes y mecanismos de control del gobierno por parte de los órganos que los representen.

  65. M. García Viñó says:

    Para Germánicus
    Querido amigo: entre tú y yo, aquí en un rinconcito, para no entorpecer el discurrir de la discusión sobre la materia del blog. Dices (punto 62)que “La montaña mágica” es la novela más inteligente que se ha escrito. Muchas veces he pensado lo mismo. Pero no nos olvidemeos de “El juego de los abalorios”, de Hermann Hesse. Ningún ensayo relativizará más y mejor las religiones. Me pregunto siempre, al borde del desmayo, cómo ha podido surgir una construcción como la de Castalia de una mente humana.

  66. Francisco Alvaro says:

    Para García Viñó:
    Totalmente de acuerdo con tu comentario sobre “El juego de los abalorios”. Contribuyó a cambiar mi mentalidad con respecto a la ciencia. Esa novela es como un método de limpieza por reflexiones de la mente,una activación de todas las redes neuronales. Qué maravilla.
    Prometo no hablar más de novelas: escribiré una sobre el advenimiento de la III República.

  67. Francisco Alvaro says:

    Estimados amigos:

    Como indique en una entrada anterior,creo que sería bueno para una mayor afluencia de público a este blog y para mayor conocimiento de las tesis mantenidas por D.Antonio, la confección de un índice o “curso express de política compuesto por enlaces, mezclando el material audiovisual presente en la red (youtube…) con artículos de este blog.
    Estoy intentando redactar un esbozo de esquema de dicha relación, que por su carácter pedagógico (me está sirviendo personalmente a mi también) debería ir de menos a más.
    Cuando lo tenga listo lo expondré aquí y pediré vuestra opinión y participación en el mejoramiento del mismo.
    Ese material podría ser distribuido de forma activa por los principales blogs del país.

    Un saludo.

  68. THOMAS PAINE says:

    La idea es buena y necesaria.

    Ciutadans, en Cataluña cogió impulso a través de la red; promovido por profesores de universidad que escribian en los medios y escritores mediáticos, que pudieron difundir sus mensajes en medios con presencia.

    Me preocupa, como apuntó García Viñó, conseguir presencia en los medios. Ciutadans tuvo el espaldarazo de la Cope y el Mundo, sin los cuales dificilmente hubiera podido entrar en el Parlamento Catalán.

    Nosotros no pretendemos entrar en ningún Parlamento, que no sea el de la República Constitucional, pero sí difundir nuestro mensaje al mayor número de ciudadanos.

    ¿Cómo conseguir ser los publicistas más eficientes al servicio de la República Constitucional?

    El amigo que comparto con García-Trevijano lo consiguió con el panfleto “El sentido Común” y conqué exito.

    Ojalá nosotros también podamos.

  69. Francisco Alvaro says:

    Estimado Paine:

    Había pensado también en el colectivo de los profesores universitarios, asi como los blogs mas visitados de internet.
    Ayer Sánchez-Dragó tuvo un encuentro digital en El mundo, y le pregunté si entrevistaría en su Diario de la Noche a D. Antonio y me contestó que claro que sí.
    Creo que el mensaje, convenientemente estructurado, llegaría bien a un sector amplio de jóvenes que utilizan los blogs. Pero debería tener un enfoque básicamente pedagógico, gradual, porque si se construye con conclusiones finales, la perplejidad será mayúscula, no por las conclusiones y postulados republicanos, sino por la ignorancia en todo lo político.

    No conozco ese panfleto del que hablas. Se puede saber el autor?

  70. Francisco Alvaro says:

    Gracias David… Tengo pendientes tantas lecturas.

    He visitado su blog, muy interesante. Comporto plenamente sus ideas entre la necesaria mayor implicación de los científicos en el mundo de la política y lo social. Yo mismo soy ing. tec. de telecomunicaciones y veo claro esa necesidad.

    Acaricio la idea de representar gráficamente los diferentes sistemas de gobierno y sus órganos (como sistemas de control, de realimentación etc..) y las consecuencias de cada uno de ellos (inestabilidades, conseguir estabilidad mediante la corrupción etc…).
    ¿Cómo ves esto?. Para una labor didáctica quizás fuera útil. Quizás con MATLAB, quizás con software de sistemas.

    Enseñar política de forma matemática y gráfica. Creo que al mundo científico se le deberían quitar ciertos complejos o miedos. Basta ya del secuestro de la ciencia.

    Un saludo.

Los comentarios están cerrados.