PARTIDOS DE ESTADO

Todo el mundo sabe que no es lo mismo estar que ser, estar en un lugar o ser de él. Pero esto deja de entenderse tan pronto como la ideología suplanta al sentido común en la cuestión del Estado y su relación con los Partidos. Antes del Estado de Partido Único, los partidos políticos eran de la Sociedad y solo estaban en el Estado si, y solo sí, ganaban electoralmente la facultad de gobernarlo. El Partido gobernante pasaba desde la Sociedad a ocupar una posición de gobierno en el Estado, y a la Sociedad volvía tras representarla transitoriamente durante su mandato.

Pese a la mala prensa que execra todo lo vencido, el partido único no era una contradicción conceptual, como lo es la de partido estatal sin Estado totalitario. Sin darse cuenta de que el Estado no puede ser plural, los partidos que sustituyeron al partido único cayeron en la contradicción de imitarlo, partirlo en varias fracciones y repartirse por cuotas el poder de la autoridad, para continuar haciendo sustancialmente lo mismo: la integración de las masas en el Estado. El hecho de sustituir la dictadura de la fuerza física por la del consenso moral e intelectual no esconde la identidad de finalidades del partido único y los partidos-facciones estatales.

La filosofia política alemana está orgullosa de haber superado los antiguos partidos de representación mediante los modernos partidos de integración. No estaría tan orgullosa si viera que el Estado de Partidos no ha realizado la libre integración democrática de las masas en la Sociedad Política, sino la integración autoritaria de las masas en el Estado asistencial. Y los partidos actuales son modernos no porque hayan racionalizado sus fines, que continúan siendo los del Partido único, sino porque se han convertido en máquinas y mecanismos de lograr obediencia a la autoridad, en el mercado de consumo de mercaderías políticas que la guerra fría inauguró.

Es evidente que los rasgos más llamativos y desagradables del fascio-nazismo, no los más profundos, como el racismo y la xenofobia, no se reproducen en el Estado de Partidos ni en los Partidos de Estado. En cambio, como observó Sigmund Neumann (“Partidos políticos modernos” 1956), la connotación nacionalista aparece en los partidos-facciones tan pronto como necesitan aliarse con fuerzas centrífugas de grupos periféricos para gobernar sin mayoría propia. Una facción del Estado, como la representada por el PSOE, que se apoya para gobernar en nacionalismos periféricos, incluso independentistas, no tiene posibilidades de evitar la reacción nacionalista tradicional, como ya está sucediendo en el PP. Esta Monarquía de Partidos, sin superar el nacionalismo central, ha fomentado los nacionalismos periféricos.

Los partidos de Estado inevitablemente son partidos del Estado. La representación de la sociedad civil les parece una antigualla. En la República de Weimar, donde se fraguó la degeneración de los partidos en las facciones estatales, que luego formalizó la Ley Fundamental de Bonn (copiada en el falso e imposible art. 6 de la CE: “los partidos concurren a la formación y manifestación de la voluntad popular y son instrumento fundamental para la participación política”), el partido Democrático llegó incluso a llamarse Partido del Estado.

En realidad, los partidos llamados de integración no son más que grupos o facciones de poder estatal donde caben todas las clases y categorías de personas que carecen de ideología. Por su propia naturaleza, los partidos de todo el mundo (“catch-all-party”) solo pueden constituir facciones estatales de poder burocrático o funcionarial. Y la única ley que puede deducirse de su desarrollo en el Estado, sin libertad política, es que son buenos productores de afanes de poder, corrupción, ineficiencia administrativa, incultura política y empobrecimiento del ocio, pero pésimos intérpretes de las necesidades de la sociedad civil.

Anuncios

81 thoughts on “PARTIDOS DE ESTADO

  1. Francisco says:

    Entiendo que los partidos de integración no tienen en realidad ningún fin político más allá de la consecución y mantenimiento de cuotas de poder lo más amplias posible. Se convierten en mecanismos de disfrute y reparto del poder en lugar de ser la expresión de la voluntad política de la sociedad civil.

  2. MessageInOut says:

    LOS POLÍTICOS AGITAN SUS SONAJEROS

    Los partidos hacen lo de siempre: cuando se acercan elecciones, agitan sus sonajeros para que los bebés políticos que somos los españoles nos fijemos hipnóticamente en ellos, y no miremos lo que hacen los partidos con la otra mano. Lo único diferente esta vez es que, tras la anestesia para los sentidos y las conciencias que ha supuesto la barbaridad del 11-M, el nivel de ruido de los sonajeros tiene que ser como el de los tambores de Calanda para que les hagamos caso, y no nos demos cuenta que los políticos son todos unos rufianes.

    ¿Qué ocultan los demagogos detrás del ruido de sus sonajeros? Pues que en España no hay una verdadera Democracia. Vamos, que lo que tenemos es que ni se le parece. Y cuando los hideputas de los políticos (o de los periodistas a sueldo del Régimen, que son todos) critican a otro político que ha hecho algo terrible (pongamos un ejemplo: Carod propone a Mas como nuevo President si convoca un referéndum… y echará a Montilla. Efecto bisagra, le llaman a esto) dicen que el Tripartit no funciona. Perdonen: lo que no funciona es el Régimen pseudo-democrático, que permite con sus fulleras reglas acciones como esa.

    Bastaría con que al President lo eligieran los catalanes, y no los partidos en “pacto de gobierno estable” (otro babilismo que no significa nada, como demuestra el ejemplo anterior: ¿estable el Tripartit?) , para que el problema no pudiera plantearse. Porque el Gobierno siempre sería estable, al estar decidido por mayoría absoluta entre todo el electorado catalán. Y Carod tendría que practicar sus masturbaciones soberanistas él solo en su casa, y no a costa del erario público; y Montilla no estaría permanentemente chantajeado por el independentismo, porque no habría ni un solo conseller en su gobierno que no fuera del PSC o afín al mismo.

    El Govern de la Generalitat (cualquier gobierno en una Democracia) tendría “mayoría absoluta” SIEMPRE. Mayoría absoluta otorgada en las urnas por los únicos que pueden hacerlo: los ciudadanos de Cataluña.

  3. MessageInOut says:

    Don Antonio: La insidia merece que quede en ridículo Hortensius-Marías. Estoy convencido que tenemos entre nosotros a una persona conocida, un caballo de troya, aunque nos lo oculte. ¿Es esto compatible con el espíritu y la letra de su blog y del MCRC? ¿Podríamos aceptar en nuestro movimiento al mismísimo Marías escribiendo con seudónimo?.

    Esta es la estrategia de los enemigos de AG-T que han adoptado ahora. Mi denuncia es hacia nuestros enemigos como consecuencia de la actividad en defensa del MCRC y sus ideales, que llevo desarrollando en todos los foros.

    Creo que debe usted pronunciarse públicamente para conocimiento de los demás que participan en el foro y del propio MCRC.

    Un republicano saludo.

  4. Avelino Díaz says:

    Don Antonio:

    Los artículos referentes a los partidos estatales suponen un hallazgo hasta ahora ocultado por la intelectualidad española.

    Desde los comienzos de este blog he visto como ha sido capaz de encajar y dar respuesta a situaciones complicadas entre los participantes. Pero en las últimas semanas la situación se está desbordando y amenaza con convertirse en desagradable.

    Espero que una vez más sepa solucionar sabiamente estos hechos lamentables.

    Abrazos.

  5. antonio garcia-trevijano says:

    al 2

    Querido Messagein

    Me extraña que se escape a tu sagacidad el
    rol de las instituciones en el impulso o freno del nacionalismo. Si los catalanes pudieran elegir al Presidente de la Generalitat sin mediación de los partidos, la presion del independentismo sería mayor que ahora. Lo sabio de las instituciones está en su equilibrio (Montesquieu). El presidencialismo realiza la separacion de poderes y frena el nacionalismo del poder parlamentario en Cataluña.

  6. MessageInOut says:

    (6)

    El comentario 3 no es mío, claro. Es del tipo de siempre, el de los mil nombres.

    Y qué curioso el tema que aborda…

    En fin: que perdemos mÁs tiempo aquí rechazando los mensajes que no son nuestros, que escribiendo los auténticos.

    Una pena. La clave de acceso se hace inevitable. Ya le envié a Francisco un modo de implementarla sin traumas para el blog.

    Salud.

    (6284)

  7. antonio garcia-trevijano says:

    al 3

    Querido Messagein

    Me extraña que insistas en este asunto. En primer lugar, no esta probado que Hortensius sea Marias. En segundo lugar, no somos un partido. En tercer lugar, toda persona mayor de edad puede entrar en el MCRC si acepta expresamente su declaración de principios y valores, y no expresa opiniones contrarias ni realiza actos incompatibles. Y en cuarto lugar, carezco de autoridad para prohibir la entrada en mi blog a quienes acepten las reglas de juego y la cortesía.

    Dicho esto, no tengo reparos en expresar mi
    opinión sobre lo mal que escribe Marias y que su entrada en la Academia es un hecho cultural que me repugna.

    Siempre cuentas con mi respeto y lealtad.

  8. antonio garcia-trevijano says:

    al 6

    Mi queridisimo amigo Messagein

    Me alegro que no sea tuyo el 3. Pero no me importa contestar al suplantador cuando dice
    correctamente algo verosimil o posible. La razón de que aun no haya puesto un filtro a los comentarios era fácil de entender cuando solo se trataba de difamarme. No temo a las difamaciones. Pero ahora es distinto, Ahora se ponen palos en las ruedas del blog y eso no puedo permitirlo. Después del acto del Ateneo del día 12 se hará lo que menos molestias cause a los nuevos visitantes.

  9. antonio garcia-trevijano says:

    Querido Avelino

    Lo que esta sucediendo con el suplantador o suplantadores carece de importancia real. Solo se trata de una molestia. En mi respuesta 8 aclaro el problema y su solución. Agradezco tu consejo. Abrazos de lealtad y amistad.

  10. Isidro says:

    Yo no entiendo mucho de informática,pero poner un filtro sólo a quien escribe en el blog,para cercionarnos de su identidad,no creo que sea muy complicado.
    Pienso que el blog no se resentirá mientras todo el mundo pueda leerlo,y eso está garantizado,pues supongo que son mayoría quienes nos visitan sin escribir comentarios.

  11. MessageInOut says:

    (11)

    Don Antonio:

    A partir de ahora, Francisco tiene un modo inviolable para saber si un mensaje es mío o no. Y cuenta con mi beneplácito para eliminar todos “mis” mensajes que no cumplan los requisitos que he definido.

    Me alegro de que haya tomado la decisión de identificar a los remitentes. Y espero que el hombre de las mil caras se haya ganado un lío judicial de la importancia que se merece.

    Un saludo.

    (3288)

  12. Hortensius says:

    El sistema de financiación de partidos español copiado del alemán e impuesto al resto de Estado de Partidos europeo posterior a la II guerra mundial, permite que los partidos sean financiados por el Estado en lugar de por la sociedad civil. Esta situación es la que ha constituido en el caso español una clase política enquistada en el Estado.

    Esta situación les impide jerarquizar los valores democráticos auténticos y rechazar los contravalores antidemocráticos vigentes. Lo que se observa es una subasta de ambigüedades y componendas escandalosa. El “talante “de la clase política, generalmente publicitarios ágrafos, se ha convertido en el maximum del progresismo y camina hacia el nihilismo moral. Así predican como un valor cierto su extravagante definición de democracia.

    Por otra parte la existencia de partidos subestatales financiados por el Estado que renuncian a la conquista en solitario del poder político Estatal, que como describió Max Weber, están orientados hacia el poder y organización política propios, han devenido en en instrumentos de control de los intereses de las clases dominantes subestatales.

    De ahí al independentismo sólo hay un paso.

    ——————————————–
    *** La utilización por Trevijano de la nomenclatura “nacionalismos periféricos” y “nacionalismo central” no permite a mi entender, llamar a las cosas por su verdadero nombre, pues periférico lo podría ser cualquiera, si hablamos en términos geográficos. En cambio los nacionalismos que conocemos son el vasco, catalán y en menor medida el gallego.
    La expresión “nacionalismo central” parece referida al nacionalismo español, que de existir agoniza, pues no parece tener el vigor suficiente para defender el hecho objetivo de la existencia de la Nación Española.

  13. Antonio Garcia-Trevijano says:

    Querido Hortensius

    En cuanto a la financiación de los partidos ya he dicho que no puede ser el Estado quien la haga, pero tampoco la sociedad civil (prohicion de donaciones) sino su militancia y los organos de expresion de la sociedad politica,intermedia entre la civil y el Estado, o sea, los medios informativos en campañas electorales gratis.

    En cuanto al vocabulario, yo no he creado las expresiones nacionalismo central y periferico, solo las he introducido en España. Su concepto es desde luego territorial, pero está muy bien definido. Pues una de las condiciones del dº de autoderminacion en la literatura marxista es la situacion periferica y vecina con otro Estado (lo que solo ocurre con Cataluña, Pais Vasco y Galicia). Y el nacionalismo central, es decir, el nacionalismo español no ha desaparecido, ni nunca desaparecerá. Simplemente esta acobardado y la provocacion del PSOE lo ha despertado de modo automatico en las filas del PP. Que sigue siendo nacionalista porque cree que España es producto de la voluntad de los españoles, es decir, un proyecto de vida en comun recambiable a voluntad. Puro fascismo orteguiano. El PSOE no es diferente, piensa lo mismo. Por eso se alia con los que tienen un proyecto de vida separada de España. Por eso es el PSOE quien está provocando la reaccion del nacionalismo central que acabará apartándolo del poder.

  14. Francisco Álvaro says:

    Querido D.Antonio,amigos:
    Excelente la identificación de los partidos políticastros con la simple burocracia. En ese sentido, y aún con el riesgo de que alguien pueda malinterpretarme, una burocracia dictatorial (partido único) teóricamente debe funcionar mejor que una pelea de salón entre clanes burocráticos (partidos de estado) a la hora del cafetin. Quizás por eso la percepción de no poca gente de cierta edad de que “con Franco las cosas funcionaban mejor”. Es posible que los aspectos puramente burocráticos fueran más eficientes, aunque esto no tiene nada que ver con la democracia per se.
    Creo que estamos ante una burocracia poliédrica y caleidoscópica, el colmo del horror para Joseph K. y para el doliente y perplejo ciudadano español, que apuesta cada cuatro años por alguna de las bandas del burocrático café como quién apuesta por un cajero/a en el supermercado, según se prevea la velocidad con que serán procesados (e integrados) los productos (nosotros incluidos).
    La iniciativa ciudadana brilla por su ausencia en este esquema. Los más avispados escriben hojas de reclamaciones ante el sonriente departamento de atención al cliente.

  15. Pla (Club Republicano 3) says:

    Estimados D. Antonio y demás amigos:

    Me gustaría someteros algunas reflexiones y pediros que me indiqueis si estoy equivocado, pues puede que así sea.

    El franquismo fue más “eficaz” en la acción administrativa y más “eficiente” en cuanto al cálculo de coste resultado de su burocracia por una razón sencilla. Un régimen partitocrático de partido único, como el franquismo, simplificaba y abarataba la administración.

    El régimen actual de partidos múltiples no mejora sustancialmente al franquismo, sino que lo empeora al hacerlo más confuso, más abarullado y más corrupto. Pasa como en lo sindical, que del Sindicato Vertical único hemos pasado a los sindicatos verticales diversos, igualmente corruptos y manipulados, pero peores todavía, si cabe.

    No haya errores en esto. No creo que el franquismo fuera “mejor”: creo que era muy malo, pero es que a todo hay quien gane, y la actual partitocracia ha empeorado la administración franquista. Pero ambos, franquismo y Postfranquismo, son igualmente despóticos y antidemocráticos.

    Por otra parte, reitero el llamamiento a voluntarios para el día 12 de abril, para que contacten con:

    club.republicano@gamil.com

    Hay tareas para todos.

    Salud y República Constitucional

  16. vilamallén (CR3) says:

    A Francisco Alvaro y Pla:
    Queridos amigos, niego la mayor, el franquismo no fue más eficiente en nada, su casposa burocracia era todavía más lenta e ineficaz que la que ahora ha de soportar el españolito de a pie y prestaba menos servicios.
    El “verticato” solo servía para colocar a los amigos del régimen y no funcionaba para proteger a los trabajadores, sino para montar los aquelarres folclóricos del día de S. José (el primer trabajador) en el Bernabeu, ante la mirada desvaída del dictador y la sonrisa congelada y dentona de “la collares”, su costilla.
    Ha pasado el tiempo, lo cual no es óbice para que las memorias individuales dejen de funcionar.
    Si otorgamos, cansinamente, que lo anterior era, en algo, superior a lo actual, no solo estamos siendo injustos con el devenir de la historia, sino que estamos facilitando que el sistema nos vuelva a contar lo que ya hemos vivido y soportado, con una “recreación imaginativa”, tipo “Cuentame”.
    Lo único que estoy dispuesto a admitir en la comparación entre la actualidad y los “ominosos tiempos”, que resulte ventajoso para aquellos es que entonces todos éramos más jovenes y nuestras arterias tenían más luz y funcionaban mejor.
    S&R

  17. Francisco Álvaro says:

    A Vilamallén:
    Por edad no conocí al franquismo. Mi intención era polemizar sobre la posibilidad de que una burocracia dictatorial fuese más eficiente que una oligárquica, más que nada por las peleas bizantinas entre los alegres cortesanos.
    Nada más lejos de mi intención que suponer la superioridad en algo al antiguo régimen, tan sólo reflejada en ser el franquismo el jefe superior del actual sistema, siendo éste una subcontrata (reforma) y no una empresa independiente y libre (ruptura).
    En cuanto el tema de la eficiencia burocrática me gustaría seguir provocando y en plantear si, descontando el efecto del adelanto de la técnica, la actual burocracia es más eficiente, y además, que parámetros usamos para medir esa eficiencia, porque pudiera ser el congreso un nido de burócratas.
    ¿Se desplazan los burócratas de nivel en el paso de una dictadura a una oligarquía?.

  18. antonio garcia-trevijano says:

    a los 14, 15, 16 y 17

    Queridos amigos

    El tema que queréis dilucidar ha sido muy estudiado en las teorías económicas de la decisión. A medida que aumenta el número de decididores aumenta el costo y la eficiencia de la decisión. La democracia, donde deciden muchos, es mas cara y menos eficiente que la dictadura. Lo cual no significa que esta sea
    preferible.

  19. Carlos Angulo says:

    El acabose

    Artículo de opinión de ayer sábado 31 de marzo: El aroma del prejuicio, por Joan J. Queralt, catedrático de dº penal en la Univ. de Barcelona:

    ” … No comparto la idea de que el poder judicial sea un poder subordinado. Al contrario, es un poder político esencial del Estado de derecho. Sin embargo, a diferencia del legislativo y del ejecutivo, el poder judicial carece de legitimación democrática directa. Su legitimación le viene dada, no por su origen -[…]- sino por sus resultados: aplicar la ley y sólo la ley con independencia y sin prejuicios.”

    Editorial de hoy domingo uno de abril en El Pais: Jueces y política:

    “… el control de la acción política corresponde al Parlamento, no a los tribunales, por lo que sería “un fraude constitucional” que cualquiera pudiera hacerlo por la vía penal mediante la acción popular. El efecto no podría ser más antidemocrático y corresponde a los jueces impedir que se desvíe el debate político a un terreno, el de los tribunales, que lo hace imposible.”

    Lo dicho, el acabose. Ahora, los ciudadanos ni por vía penal podremos aplacar los desvaríos de la clase política, que quedarán por consenso por encima de la ley. Y todo en nombre de la democracia … grgrgrgr #@&$#@&&

    un abrazo

  20. antonio garcia-trevijano says:

    Querido Carlos

    Ese es el nivel de los catedráticos y de los editorialistas de los grandes diarios. Esa es la charca podrida de donde fluye la opinión pública. Gracias por tu selección del horror.

  21. Isidro says:

    Yo quiero decir,que desde hace algunas semanas leo en El Día(diario de mayor tirada en Tenerife) algunas editoriales donde plantean el fraude de este sistema electoral;también lo debaten en programas de TV local.Hoy sin ir más lejos,en las páginas centrales grandes titulares en los que incluían la palabra ‘partitocracia’…no me extrañaría que esta sea la 1ª vez en la historia de ese diario,en que la rotativa imprime esa palabra.Percibo que algo está cambiando.

    Lo negativo es que ven la solución al problema electoral en las listas abiertas.Ya he contraatacado con una batería de artículos a las distintas lineas de flotación(ahora que esa palabra esta tan de moda).

    Otra cosa que no tiene relación con esto:Don Antonio,quiero decirle que cuando empecé a visitar este blog,me costaba alguna ronquera convencer a mis amigos contertulios de nuestras tesis.Ahora no me dura nadie ni 5 minutos de resistencia.

  22. Hortensius says:

    Tanto Ortega como Primo de Rivera introducen el factor de la voluntad en el concepto de nación. Este factor proviene de la conocida conferencia dada en La Sorbona en 1882 por Ernest Renán, quien concreta el concepto de nación republicana respondiendo a la pregunta, ¿Qué es una nación? La nación es un plebiscito permanente, una comunidad de voluntad, siendo un sumando de las voluntades individuales. De esta manera no se entiende la nación como algo permanente y eterno, sino como un ente político que nace y seguramente muere.

    Otra concepción de nación es la romántica, surgida en Alemania como respuesta a los acontecimientos políticos de la Revolución Francesa. No se trata de un hecho histórico, sino que la nación es una realidad natural. Se nace francés o español. No se puede llegar a ser francés o español por una decisión política.

    Por lo que sé, Marx y Engels no elaboraron de forma sistemática una teoría del nacionalismo. La posición de los clásicos del marxismo sobre los problemas de Irlanda es que preocupados por la actitud de los trabajadores ingleses ante los obreros irlandeses, Marx y Engels se situaron a favor de la causa nacional irlandesa, concretándola en el lema: “No puede ser libre un pueblo que oprime a otro”.

    Lenin distinguió entre el nacionalismo imperialista y el nacionalismo emancipador de las pequeñas naciones sometidas. En ese último caso, habría que apoyar su derecho a la autodeterminación, siempre que ello no entrase en contradicción con la lucha revolucionaria. El nacionalismo pequeño burgués es utilizado por las clases dominantes para subordinar a sus intereses a las clases medias de la población de las pequeñas naciones. La primera forma imperialista de nacionalismo debe ser rechazada mientras la segunda forma fomentada.

    El nacionalismo apela al sentimiento no a la razón y lo convierte en peligroso. De ahí que lo combata activamente.

    Pero cada vez me encuentro ante nacionalistas que utilizan el siguiente argumento ¿cómo defender que las estructuras políticas o la estabilidad de las instituciones pueden importar más que la voluntad de los individuos? Siguen supongamos que el 90 % de los ciudadanos vascos o catalanes (lo cual evidentemente no es caso, en cataluña es un producto de laboratorio de la clase política) estuvieran a favor de segregarse de España.

    ¿Con qué argumentos podríamos negárselo? No tengo la respuesta. Me gustaría conocer su opinión dada esa hipótesis.

  23. Antonio Garcia-Trevijano says:

    al 23

    Querido Hortensius

    No me importa que sea el real o el ficticio. Tu pregunta tiene facil respuesta. La Constitucion garatiza el derecho de uno contra todos, a diferencia de la ley comun que garantiza el derecho de todos contra uno. La nacionalidad no puede ser impuesta por la voluntad de nadie. Si el 90 % de los catalanes quiere separarse de España no puede llevarse consigo al 10 % que desea seguir siendo español. Las consecuencias prácticas de la autodeterminacion son ademas de injustas, ridiculas: si no ganan el referendum, no aceptan el resultado y volveran a repetirlo a los x años. Y así hasta el infinito, como en Quebec. Pero si lo ganasen, no aceptaran otro referendum de los perdedores para retornar a la situacion original. Esas son razones practicas de sentido comun por las que el derecho de autodeterminacion no existe, en los pueblos que tenían unidad nacional antes de la Revolucion Francesa. Y puesto que hablas de Irlanda, has de saber que Marx, haciendo una excepcion a la regla anterior, admitió la autodeterminacion exclusivamente por razones religiosas.

  24. M. García Viñó says:

    Aunque dije que me anunciaria mediante heraldos telefónicos para obviar suplantaciones, no puedo hacerlo: son las tres de la mañana. Espero se deduzca la autenticidad de este texto de mi estilo inimitable. Yo no sé si el nombre de Hortensius o el de su eventual suplantador esconden el de un famosillo, lo que sí puedo jurar es que no es, no puede ser, Javier Marías. Este desdichado Frankenstein de la literatura (creación de dos sujetos poco escrupulosos, como Polanco y De la Concha) no sólo es incapaz de escribir dos palabras seguidas sin cocear diez veces la lengua castellana y su gramática -lo he demostrado en mis libros “El País: la cultura como negocio” y “La gran estafa: Alfaguara, Planeta y la novela basura”-, sino que, por lo que yo creo una especie de dislexia, ni sabe conducir ni manejar el ordenador ni el móvil, aparatos que, como buen ignorante, desprecia. En la redacción de “La Fiera Literaria” le llaman, al nene Marías, Forrest Gump, por aquella película, magníficamente interpretada por Tom Hanks, en la que se hace ver cómo un tipo de escaso nivel mental puede llegar muy alto en el mundo de hoy, como es el caso de Bush.

  25. Pla says:

    Para Hortensius (nº 23):

    Abundando en el mismo tema, pero con alguna otra razón.

    ¿Cómo que nadie puede oponerse a la voluntad de la mayoría? Hay, al menos, dos grandes órdenes de razones para hacerlo:

    1) Objetivas.-

    El argumento de que si la mayoría de los catalanes quieren ser nación, es fascista o reaccionario negarles ese derecho, es un argumento inaceptable. ¿Y si quisieran ser todos rubios y de ojos azules?, ¿sería un fascista y/o un reaccionario quien les advirtiera de la estupidez?, ¿y si quieren imponer que todos sean exclusivamente catalanohablantes?, ¿y si la mayoría aprueba la persecución de los judíos o la limitación de la libertad para algunos?

    2) De orden moral.-

    Se ha reestrenado este año la obra de Ibsen “Un Enemigo del Pueblo”. Texto dramático de singular interés para el tema´que tratamos. Cuando alguien se opone a la mayoría en razón de la verdad, de la justicia o de la libertad, su oposición no es sólo adecuada y admirable, sino necesaria y de agradecer. En caso contrario estaríamos consagrando espantos como el linchamiento, como la ley del silencio o como otros horrores o crímenes.

    La regla de la mayoría debe aplicarse para lo que está hecha, no para otras cosas. Y está hecha para decidir quién ha de gobernar durante un tiempo determinado. No para fijar la verdad o la justicia, ni para destruir la libertad.

    Salud y República Constitucional

    NOTA para Vilamallén y D. Antonio.- Vilamallén, El franquismo fue especialmente penoso para mí, como tú bien sabes. No hablaré bien de él. Pero lo que he visto en estos años de postfranquismo ha sido tan miserable …

    D. Antonio, siempre me ha parecido positiva la reivindicación de un “gobierno barato”, aún sabiendo que la organización de la libertad no puede ni debe detenerse por problemas de costes. Sin embargo, la exigencia de rigor y de control en la presupuestación y en la ordenación del gasto público, constituyen siempre magníficos preventivos contra la corrupción.

  26. mcrc.miguel says:

    Es más, no solo es absurda e injusta la idea de autodeterminación por los motivos que expone don Antonio, sino que en su interior subyace, oculto a los ojos de los nacionalistas convencidos de la base, el simple y mundano anhelo de poder de aquellos que, como no son capaces de conseguirlo a nivel nacional, ven en los reinos de taifas su oportunidad de coger la sartén por el mango. ¿O alguien duda de que, en la kafkiana situación de la aparición de las naciones ex-españolas, los nacionalistas actuales jamás permitirían que otros diferentes de ellos mismos mordiesen su presa?

    Un leal saludo a todos.

    PD: Animo, una vez más, a todos a que colaboreis en la elaboración de panfletos, diagramas, carteles publicitarios, propaganda informativa, tiras cómicas etc. que pueda ser colgada en la página del MCRC para su descarga por el resto y difusión.

    Recordad que partir del 12 pasamos de la teoría a la práctica, no está de más hacerlo con algo de material preparado.

  27. Pedro M. González (Club Republicano 3) says:

    El concepto partido sobre lo político es fiel a su semantica porque:

    – PARTE la sociedad en facciones pseudorepresentativas.

    – PARTE y diferencia la sociedad civil de la sociedad política.

    – PARTE y reparte el ejercicio de la potestas estatal entre los propios partidos, asimilándose a su sinónimo “dividido”.

  28. Hortensius says:

    Al 24. Angulo

    Desde que me he convertido en académico por arte de cierto hierofante portador de antorchas con ministerio de categoría secundaria, varón integérrimo, grande defensor de la sintaxis de la lengua castellana y severísimo látigo del antinacionalismo catalán con vocación frustrada de corrector de estilo (al que no quisiera que mis palabras le ofendiesen)ni yo mismo me reconozco en este estado hipnótico durante el cual si alguien me da una orden cualquiera: por ejemplo, ¡conviértase usted en académico¡. Acto seguido, despierto convertido en conspicuo académico. ¿Si me preguntas el motivo de este hecho? no lo sé: supongo que querría ser académico.

    Estoy pensando seriamente en acudir al psicoanalista a ver si me hallo.

    ¡Hay de aquéllos que pierden el sentido del humor¡

  29. MessageInOut says:

    (30)

    Sr. García Viñó:

    Léase mi respuesta (número 88 del artículo “Partidos y Facciones”) a la mamarrachada (número 77) del verdadero o falso, o ambas cosas, Hortensius. Entenderá a qué viene la chirigota.

    Estoy leyendo, tal como le dije, “La ruta de Flandes”. ¿No cree usted que Marías es un mal imitador del estilo de Claude Simon?

    Un saludo.

    (4863)

  30. MessageInOut says:

    Hortensius:

    Aunque su mentor en este Blog le presentó como a un Quintus Hortensius Hortalus (¿recuerda?):

    “Hortensius, es el que imagina y crea las piezas oratorias. Me gusta la oratoria de Demóstenes, Cicerón y todos los grandes que en el género han sido. Comparto esos gustos, pero la prudencia me convierte en un hombre moderado. Podría decirse, que nuestra relación es hostil; yo he de transigir, para que Hortensius pueda tejer su retórica. Aspiro lejanamente, cual réplica pálida a parecerme a él. Hortensius, tiene por costumbre magnificar las cosas.
    Algo muy saludable, cuando es sincero.

    Libertad Política
    República Constitucional”

    A mí, más bien se me aparece, a veces, como el Hortensius que figura como el bajo (de voz) mayordomo en la ópera cómica de Donizetti.

    Por cierto, Hortensius:

    ¿Se ha dado cuenta de la suerte que tiene usted? A pesar de su florido verbo, de su garcilásica prosopopeya, tan expuesta a la imitación burlesca, hasta ahora nadie le ha suplantado. Al menos, usted no se ha quejado de ello.

    ¿No le digo? ¡Qué buena estrella!

  31. Antonio Garcia-Trevijano says:

    Querido Mesasagein

    Si existe la posibilidad de que Hortensisus sea un suplantador o un provocador, lo veremos el día 12 en el Ateneo. Si no se identifica allí, como ha prometido, entonces se puede pensar que pudiera ser quien desde el primer día me acusó de caudillista. En cualquier caso no vale la pena perder más tiempo con estas vanas justas. Abrazos.

  32. MessageInOut says:

    (35)

    Don Antonio:

    En mis viajes por el mundo cibernético he conocido a decenas de personas bienintencionadas que buscan la fórmula idónea para la representación política. Algunos de ellos, verdaderamente preocupados, abogan por que ningún ciudadano que vote se quede sin representante político. Y eso les hace sospechar que la circunscripción unipersonal no es la mejor solución porque, a pesar de la doble vuelta, hasta un 49% de los votantes en ella pueden quedarse “sin representación”.

    No parecen entender (a causa de la corrupción intelectual que ha producido la partitocracia en estos 30 años), por más que se lo explico, que:

    1º. Representación tienen todos: los que han votado al candidato electo y los que no, puesto que éste representa a toda la circunscripción.

    2º. Que el verdadero sentido de esa representación incluye la garantía (siempre lo mismo: fianzas) de la expulsión del diputado y su relevo, en caso de corrupción o incumplimiento de sus promesas electorales a sus electores.

    La última propuesta que he recibido en mi blog corresponde al miembro de un grupo interesado por el establecimiento de un sistema electoral alternativo. Y proponen que en cada circunscripción haya unos 4 diputados (1 diputado por cada 25000 votantes). Lo interesante de su idea, creen ellos, es que cada diputado electo va al Parlamento con el apoderamiento del número de votos exacto que consiguió (es decir: no todos los diputados representan al mismo número de ciudadanos). Interesante especulación, pero imposible. De este modo, creen ellos, todos los electores quedarán representados por algún partido afín a sus ideas.

    El error es evidente: los partidos no representan a los ciudadanos, sino a sí mismos; son los ciudadanos los que se adhieren a una ideología (cada vez más difusa) y le dan fuerza auto-representativa. Y la consecuencia, también es evidente: en caso de corrupción no será posible descabalgar a un diputado, porque se sabe cuántos, pero no quiénes de entre esos 100.000 electores lo votaron a él. O dicho de otro modo: no puede cesarse a un diputado con los votos de los que eligieron a otro.

    Bien. Este es el asunto: la Democracia es un mecanismo que garantiza el ejercicio de los derechos políticos. Y la propuesta de este amigo no cumple con esa premisa. Y le he dicho que el hecho de que hasta un 49% de electores tenga un representante que no es que ellos hubieran deseado tiene, además, una virtud: que tanto más débil es la posición de ese diputado y tanta mayor garantía existe de que cumplirá todos sus compromisos electorales. Es decir: que el hecho de que todos los electores no estén “representados” por el partido ganador garantiza el sistema.

    Un saludo.

    (9349)

  33. Antonio Garcia-Trevijano says:

    Querio Messagein

    La discusion tiene interes teorico, pero el sistema de tu amigo ademas de ser imposible, como dices, roza la comicidad por la cantidad de absurdos que encierra.

    En primer lugar, sigue haciendo depender el sistema de la bondad de los partidos politicos, y no de la responsabilidad individual de quien puede ser revocado o no elegido ¿Como se puede revocar a un partido?. En segundo lugar, no distingue entre representacion y mandato. En tercer lugar, ese infantil sistema sigue sin representar a la sociedad civil. Y en cuarto lugar, crea diferencias entre diputados.

    Tu constestacion, respecto de los votos que no consiguen ningun diputado, es perfecta. Gracias por tu generosidad en el asunto Hortensius. El tambien lo dio ya por zanjado. Abrazos.

  34. Antonio Garcia-Trevijano says:

    continuacion a Messagein

    No comprendo como tu amigo se resiste a la votacion uninominal para no dejar huerfanos de representacion a los perdedores, y sin embargo acepta que al presidente del gobierno lo elijan los diputados vencedores, sin dar cuotas en los ministerios a los perdedores. Tu crees que son gentes de buena fe, yo creo que son gentes sin confianza en ellos mismos y sin conocimiento de la historia ni de la psicología.

  35. Lorenzo Alonso says:

    Dicen los analistas del Estado de partidos (entre ellos Klaus von Beyme, “La clase política en el Estado de partidos”, Alianza Universidad, 1995) que:
    1.- La clase política es un cartel de intereses en el que se incluyen la elite política o clase dirigente, los políticos de segunda fila en los se apoyan los anteriores, no solo del partido gobernante sino de los partidos de la oposición que participan en el sistema.
    2.- La justificación ideológica del Estado de partidos hay que buscarla en los defectos del mandato imperativo y su revocación. Un diputado pegado a la realidad del distrito, lleva a dicho representante a convertirse en el rey del distrito electoral. Y esta posición, en la jerarquía de la clase política, va en detrimento de su carrera política y acaba convirtiéndose no pocas veces en un diputado segundón. Pero en realidad la clase política lucha por alcanzar cierta autonomía respecto a los electores.
    3.- El Estado de Partidos es una compensación por el debilitamiento de la relación entre la dirección del partido y el electorado. Serviría para movilizar el electorado, pero en realidad sirvió a la clase política para reclutar elites políticas que le ayudasen a colonizar el Estado y la sociedad a través de la Administración (simbiosis entre el partido y los dirigentes de la Administración), de los medios de comunicación públicos, de la educación y del sector público de la economía.
    4.- El Estado de Partidos es una manifestación racionalizada de la democracia directa en el moderno Estado territorial. En éste, el parlamento se convierte en el lugar donde se reúnen comisionados del partido vinculados a las decisiones de éste para dejar constancia de decisiones adoptadas en otros ámbitos (en comités y congresos del partido) (Gerhard Leibholz). En resumen, este señor concibió el Parlamento como un grupo de autómatas programables al servicio de la clase política. ¿No es un calco de lo que ocurre por estos pagos?
    Salud y Lealtad

  36. antonio garcia-trevijano says:

    Querido Lorenzo

    Tu comentario me encanta. Es la primera vez, sin contarme a mi, que se cita la doctrina alemana del Estado de Partidos, y el cinismo de sus justificaciones. En “Frente a la Gran Mentira pongo en evidencia la falsedad de la tesis de la democracia directa. Es el colmo de la desfachatez intelectual. No conozco el autor que citas, pero si dice lo que tu resumes se equivoca. El origen del Estado de Partidos no estuvo en la reflexión teórica, sino en la practica de los partidos de la República de Weimar. Al final de la guerra mundial se acudió a la representación proporcional, base del Estado de partidos, para impedir que volviera a producirse la derrota de los partidos tradicionales a manos del nazismo, fascismo o comunismo. En Alemania los abogados del Estado de partidos prohibieron el partido nazi primero, y el partido comunista después.

    Te doy las gracias porque muchos ignorantes creen que la expresión Estado de Partidos es una invención mía, para desprestigiar a esta Monarquía de Partidos y de los Partidos.

  37. Hortensius says:

    Al 32.

    Me hace usted perder el tiempo miserablemente, máxime cuando no aguanta como esparrin medio asalto dialéctico. Usted maestro de nociones recónditas, patriarca del antinacionalismo catalán, jefe reconocido, grande enemigo de la retórica, al que le debo entre otros inestimables beneficios, el de afirmarme cada vez más en mis sanas creencias y en la tarea de hablar claro. Usted eximio metafísico ha puesto en un lugar como este una breve, majestuosa y sibilina, aunque ciertamente soporífera insinuación malévola de suplantador hacia este académico. Usted debe sentirse sin duda muy orgulloso de su proeza y debe parecerle portentosa hazaña la de buscar y encontrar en las hemerotecas grandes hallazgos, que añade muy orondo, como si se tratarse del descubrimiento de la traducción de un libro de lengua china apartado de la común noticia. Para decir perogrulladas no es menester gran erudición.
    Me voy a despedir de usted como lo haría el barón Holbach:

    “la ignorancia y el error son manantiales de mal humor”.

  38. MessageInOut says:

    (41)

    Respuesta a 37:

    Pues ahora que lo dice, Don Antonio, no hemos hablado de la elección del Presidente aún. No creo que se planteen no elegir al Presidente en circunscripción única nacional a dos vueltas. Son republicanos de buena fe, creo.

    En realidad, el problema nace de la creencia de que fuera de los partidos no hay política. De ahí todas esas confusas propuestas sobre la panacea de las listas abiertas, o del voto transferible. Y yo intuyo que en el MCRC subyace la convicción de que es al contrario: los partidos (al menos los actuales) son un impedimento para el ejercicio de los derechos políticos. Pero como dicho así suena a fascismo (para las mentalidades al uso, que confunden la política con las témporas), diré que el sistema representativo es el impedimento, y que los partidos son reciclables (unos más que otros).

    Mis “amigos”, como usted dice, no se dan cuenta del absurdo que se produciría si, de los cuatro diputados, tres fueran del mismo partido (o los cuatro); o peor: que uno de ellos se llevara la práctica totalidad de los votos y los otros tres un centenar cada uno, aunque esos pocos votos nos costaran a los españoles un sueldo impresionante en Madrid (no es tan absurdo; ocurriría en las circunscripciones donde se presentaran gente como un Felipe González, o un Suárez, si es que fueran repetibles).

    En fin: se trata de gente inquieta a la que le falta formación democrática y la imaginación suficiente como para entender que fuera de los partidos existe vida política.

    Un saludo.

    (2003)

  39. Hortensius says:

    Señor Trevijano:

    Sé callar cuando es menester, pero ha llegado el específico momento de fracturar ese silencio y responder a lo por usted escrito, que si se trata de una ocurrencia, me parece peligrosa, pero si como presumo, no se trata de una gracia delicada, que es francamente intolerable en este asunto, no tengo más que decir ¡Hasta aquí hemos llegado¡ de la forma más rotunda y enérgica. Me niego a seguir en estas condiciones en este lugar y alzo una protesta en forma radical. ¿Qué es eso que usted plantea Sr. Trevijano “Si existe la posibilidad de que Hortensisus sea un suplantador o un provocador, lo veremos el día 12 en el Ateneo. Si no se identifica allí, como ha prometido, entonces se puede pensar que pudiera ser quien desde el primer día me acusó de caudillista”?

    ¿Por qué? En verdad no es necesario que yo anuncie la respuesta, pues debe estar en cualquier mente medianamente inteligente. No puede ni siquiera de forma hipotética presentar la posibilidad de que yo sea un suplantador. Afirmar que el señor Hortensius tenga que identificarse el día 12 para expedirle un certificado de denominación de origen es de todo punto intolerable.
    Es necesario que exprese de manera absolutamente clara y rotunda no sólo que esto no es así, es decir que no soy un suplantador, y de decirlo aporte las pruebas correspondientes, sino que debe perfeccionarlo añadiendo a esa negación, la rectificación automática. No puedo en este punto pedir menos. Parece justo que sea así por la riqueza y el bien del buen nombre del MCRC y del suyo propio. Pero no me basta con esto, no es decente repito, dejar caer veladas acusaciones y dar pábulo a las acusaciones ad hominem de otro comentarista. Debe dejar claro ante todo el mundo que no es digerible aceptar acusaciones del comentarista de nombre anglosajón: primero acusándome de ser el académico Marías y luego de suplantador.
    Sorprendente su actitud Sr. Trevijano. He puesto todo mis sentidos, empeño y parte de mi tiempo en presentar con tintes épicos su trayectoria vital, dignificando su figura, dándole eco y resonancia. Y a todo esto usted responde con una serie de argumentos ad hominem prestados de un doctrinario comentarista.
    Señor Trevijano, sepa que no me asustan los ataques personales. No me preocupa lo que usted haya escrito, lo que tiene importancia es para mi persona, porque mientras el señor cuyo nombre he olvidado en este preciso momento expulsaba de su orondo pecho sus ataques personales, usted, al menos mostraba complacencia subrayada con doble trazo.
    Se me puede presentar como enemigo del MCRC y de sus aspiraciones, pero aquí quedan las páginas que he escrito, y mi combate dialéctico en defensa de los ideales del MCRC. El asunto no es nuevo: la ingratitud es tan antigua como la historia de la humanidad.
    Para terminar, no tolero, que se me presente en el futuro como enemigo del MCRC ni de sus aspiraciones, porque lo que no vale es ante este modo de colaborar lanzar una andanada como la que usted me ha propinado.
    Me ha dejado Sr. Trevijano atónito y ayuno de esperanzas.

  40. Vicente Dessy Melgar says:

    García Pelayo escribió en el 86 una monografía sobre el Estado de Partidos de la que han bebido todas las cátedras de derecho político y constitucional en España. Ya señalaba los peligros de la entrega de todas las parcelas del poder a los partidos pero cínicamente quiénes le ensalzaron en público fueron quienes llevaron a sus últimas consecuencias los peligros denunciados.
    La expresión Estado de Partidos es frecuente en Italia ( partidocrazia) o Alemania donde nació ( Parteienstaat). No así en el mundo anglosajón. Algún autor, Coppedge, intentó acuñar la expresión “Partyarchy”, derivándolo de la concepción de poliarquías de R. Dahl.
    Como bien dice el Maestro, su origen está en la práctica. España, una vez más, tradujo y copió la idea y le cabe el honor de corromperla más todavía.

  41. antonio garcia-trevijano says:

    Mi querido, respetado y admirado Hortensius

    Yo creo que este texto no puede ser tuyo, pues era evidente que nunca supuse que eras un suplantador. Solo quise reducir al absurdo la tesis de Messagein, puesto que anunciastes que asistirías al Ateneo para conocerme. Es posible que la torpe redacción de mi texto hay dado lugar a tu errónea interpretación. No te he pido nada. Estas en tu derecho de seguir en el anonimato. Te pido públicamente perdón por mi torpeza y niego rotundamente que haya pensado de ti lo que me atribuyes. Con todo afecto y lealtad.

  42. Carlos Angulo says:

    Ayer, nos explicaban cómo había que entender la justicia. Hoy me explico por qué: Porque hay que entender correctamente lo que significa un poder judicial con más pluralismo. Seguro que tiene que ser algo bueno, porque dicen que habrá menos posibilidades de politización si son más los partidos que nombran jueces. ¿Es que me estoy volviendo loco? Y la gente traga, y traga, sin saber lo que es un dulce.

    Portada hoy lunes 2 de abril en El Pais: El PSOE ofrece al PP un Poder Judicial sin mayorías.

    “… Los criterios sobre los que se mueve el PSOE apuntan a que el CGPJ exprese el ‘pluralismo del parlamento’ …”

    Pues justo lo dicho, para despolitizar, lo que se dice despolitizar, van por el camino directo.

    un abrazo.

    Qué peste.

  43. Hortensius says:

    Respetado Sr. Trevijano:

    1º Ignoro a que se refiere cuando dice “Yo creo que este texto no puede ser tuyo” pues todos los textos aparecidos en el articulo “Partidos de Estado” es decir los nº 12, 23, 29, 30 40 y 42 son míos, así como todos los demás de los que tengo noticia cierta y cabal.

    2º Es de todo punto inexacto que hubiese asegurado y anunciado que asistiría al ateneo para conocerle. Mi comentario post nº 54 del articulo “Partido y Facción” fue el siguiente.

    1. Hortensius Dice:
    marzo 29th, 2007 at 4:26 pm
    Al 52. Pedro González:
    Si mis ocupaciones me lo permiten me gustaría asistir al acto del día 12. Soy de fuera de Madrid y preciso que me digas como miembro organizador del acto. Qué aforo tiene la sala y las previsiones que tenéis de asistentes, para con antelación organizar mi viaje y disponer de butaca.
    Quedo agradecido.

    3º Si el comentarista de seudónimo anglosajón quiere aliviar su obsesión conmigo lo tiene muy sencillo: Vivo cerca de Barcelona y no tengo inconveniente en hablar “coram populo” con quién sea y de lo que sea menester.

    4º Jamás ni le he perdido ni faltado al respeto a ningún comentarista. Si mi forma o modo de expresarme son incómodos para usted o para la generalidad de comentaristas no tienen nada más que decirmelo y dejaré de participar, sin herida personal de ningún tipo.

    5º.- Aclarado lo anterior, acepto sinceramente sus disculpas, pues sólo los grandes hombres que saben estar a la altura de las circunstancias (y usted para mi lo ha estado siempre), son capaces de reconocer errores.

    Saludos afectuosos y buenas noches a todos.

  44. Lorenzo Alonso says:

    Estimado Vicente Dessy yo no he hablado del origen del Estado de Partidos, solamente he extraido libremente algunas ideas que me parecían oportunas para el tema propuesto por el Maestro AGT.
    No quise decir más cosas para no cansar al personal.
    No me privo de otra perla:
    En el “capítulo II. El nuevo Leviatán: El Estado de partidos” de la obra citada (pag.42) dice que “En Alemania el libre mandato no corre hoy prácticamente ningún peligro….está garantizado por la Constitución…por el sistema electoral y por la ideología…Los miembros de la clase política en sentido estricto suelen tener un lugar garantizado en las listas de diputados y no tienen necesidad de confiar unicamente en la elección directa. Por tanto, pueden permitirse un considerable grado de independencia respecto a sus electores”.
    Se refiere, como sabes, al sistema de doble voto que tienen: un voto para el diputado de distrito y otro voto para la Lista de partido.
    Es verdad que “la variante italiana ‘partitocrazia’ ha tenido mayor difusión en la literatura internacional que la desvaida palabra alemana ‘Parteienstaat'” (pag 62, menuda palabreja para los que n.p.i. de alemán).
    ¿Espero que estas pequeñas discusiones nos ayuden a comprender lo que nos rodea: solamente hay que poner nombres españoles conocidos a esos distinguidos miembros.
    Saludos y Lealtad

  45. SERGIO ORTEGA GAMERO says:

    Buenas noches:

    Yo he comenzado a leer este blog hace poco, pero me gustaría hacer una pregunta. Sobre el acto en el Ateneo el día 12, ¿es un acto de libre entrada? ¿Podemos ir personas que no pertenezcamos a él?

    Muchísimas gracias

    SERGIO ORTEGA GAMERO

  46. Antonio Garcia-Trevijano says:

    Querido Hortensius

    Aquí escribo de memoria. Recordana que habias mostrado interes en asistir al Ateneo. Lo demas lo he suspuesto, como pasa casi siempre con los recuerdos. Los hechos no se registran en la memoria tal como han sido en la realidad, sino de acuerdo con el sentimiento que produjeron. En realidad se recuerdan sentimientos. No sabía que eras tan susceptible. Lo cual no me parece un defecto. Por segundo vez, rectifico el error
    cometido respecto de tu interes por el acto del Ateneo. Espero no tener que rectificar más.

  47. Antonio Garcia-Trevijano says:

    continuacion a Hortensius.

    Se me ha olvidado expresarle mi agradecimiento por tu colaboracion este blog. Nada tuyo me ha molestado. Y respeto tu decision de no admitir que otros crean que puedas ser otro.

  48. M. García Viñó says:

    Para MessageinOut
    Ya conocía esas intervenciones (88 y 77). Precisamente, al conocerlas, intervine. Ayer di tres razones por las que afirmo que es imposible que Hortensius sea Javier Marías. Hoy añado una cuarta: la confusión mental de éste le imposibilita para escrirbir una prosa clara y correcta como la de Hortensius.
    Si Marías es un mal imitador de Claude Simon, lo sería a través de Juan Benet. Dícese de él que fue uno de los dos, con Félix de Azúa, que tuvo el privilegio de tocar el borde de la túnica del Maestro.
    Juan Benet,ingeniero de caminos y escritor sin duda serio, aunque inflado por los críticos de El País, no tuvo suerte con los discípulos. Sin embargo, no fue ésta su tragedia existencial. Su tragedia existencial fue que nunca logró con el hormigón el espesor y densidad que logró con su prosa.

  49. MessageInOut says:

    (52)

    Leo y no doy crédito:

    EL PAÍS (3/4/2007): “El PSOE ofrece al PP un Poder Judicial sin mayorías”.

    Y lo ofrece así, con todo descaro; para que la ciudadanía acabe viéndolo como la cosa más normal del mundo. Es decir: el partido que detenta el Poder Ejecutivo y la mayoría en coalición en el Poder Legislativo le ofrece a la oposición repartirse el Poder Judicial al cincuenta por ciento.

    Y a esto le llaman los partidos “la Democracia que los españoles nos hemos dado a nosotros mismos”…Bueno, es posible: pero unos españoles dan y otros toman.

    A García Viñó:

    Sí, sé que Marías se siente afortunado por haber sido alumno de Benet. En su extraña cosa no-novela, “Negra espalda del tiempo”, cuenta el nene que Benet le preguntaba (no recuerdo si en Venecia):

    – ¡Qué, pequeño Marías! ¿Sabes ya de qué va tu novela?

    Y él, arrobado, le contestaba:

    – Pues no. Aún no sé de qué va…

    ¡Qué osado! Marías empieza a escribir sus novelas sin armazón argumental, sin brújula; y es la propia historia la que le va exigiendo los movimientos de los dedos sobre el teclado. Es decir: las novelas de Marías se escriben solas; probablemente en alguna “esquina” de la habitación; “mientras él acerca relajadamente su pene a alguna virtual boca o más bien es esa boca la que se acerca a su virtual pene”. (¡Qué cómodamente se escribe sin comas, don Manuel!)

    Salud.

    (9906)

  50. Hortensius says:

    Respetado y admirado Sr. Trevijano:

    No debe agradecerme nada, pues todas mis intervenciones han sido voluntarias y entusiastas, y, en cualquier caso, no hago más que devolverle insuficientemente los frutos que sus enseñanzas en materia política tanto me han aprovechado. Pues, aunque hoy pueda caminar por mi propio pie, es mucho y grande lo que de usted aprendí. Y dado que su nombre ha sido condenado a la oscuridad por la mediocridad intelectual española y está muy lejos de lograr el reconocimiento y la grandeza de le corresponde por méritos indisputables en la ciencia política, bien puede llamársele Maestro, sin reticencias si subterfugios. Por eso, cuando se elogia al hombre justo y grande, al hombre político, no podemos olvidarnos de poner sobre todas esas cualidades, otra mucho más excelsa, que levantándose vigorosa es la fuente y raíz de su grandeza como pensador y hombre de ciencia política y la que da unidad, carácter y belleza a su obra. Esa nota esencial, es el anhelo de perfección moral, sin la cual ninguna regla de conducta sería constante ni verdadera.
    Cuenta con mi admiración intelectual por sus enseñanzas, mi respeto hacia su persona y la lealtad en el orden de las ideas políticas, lealtad, que a mi juicio, está muy por encima de las lealtades personales.
    Con su recto proceder, que le honra y eleva su figura, hoy no es posible dudar de que haya actuado de mala fe.

    Afectuosamente.

  51. David Serquera says:

    Querido Vicente Dessy,
    Necesito hablar contigo sobre el libro pero estoy en Lisboa y no tengo tu email. Me puedes escribir a mi direccion de correo electronico habitual? Muchas gracias.

  52. Vicente Carreño Carlos says:

    Le he enviado a Francisco, el “informe de acciones” que estamos realizando para publicitar y promover el encuentro de Totana con Don. Antonio.
    El documento lo he colgado en “respuesta”, en el apartado de “actividades” de MCRC, por si alguien quiere hacer alguna sugerencia.
    En mi opinión, puede ser un instrumento de comunicación y sensibilización de cara a la buena marcha del MCRC.

    Mis queridos amigos un fuerte abrazo desde Totana. Amigos del CR3, señores del Ateneo de Madrid, Francisco, Don Antonio os envio un fortísimo abrazo con mis mejores deseos para el acontecimiento del día 12 de Abril en el Ateneo.

  53. JMGA says:

    El pseudo-intelectual del artículo que ha puesto Thùlio…que curioso, monárquico y del PSOE.Bueno, que digo, no tiene nada de curioso.

  54. Lorenzo Alonso says:

    Para David Serquera:
    ¿sería posible editar el libro de los ….Adefesios….antes de las elecciones locales del 27 de mayo?
    Serían buenas fechas para su difusión.

    Para el equipo de polemistas:
    han gustado mucho vuestros esquemas. Quienes los han estado viendo pasaron a ver los logos del MCRC.

    Para Thulio:
    He visto ese ¿artículo? en la revista universitaria generación XXI: parecen seguidores de la teoría conspiratoria de la historia o ávidos lectores de comics (otra cosa más seria es hacerlos).

    Saludos y Lealtad

  55. David Serquera says:

    Hola Francisco Alvaro,
    He intentado que asi fuera, pero hemos sufrido retrasos, todavia nos falta una sintesis por recibir ademas de dar formato y edicion al libro. Ademas Alex esta haciendo unas caricaturas que dan mucha mas fuerza al libro. Creo que debemos trabajar a toda maquina, pero no debemos lanzar las naves de forma improvisada, el producto debe ser redondo o al menos aproximarse.
    Un saludo.

  56. Pla (Club Republicano 3) says:

    A Thulio (nº 59).-

    Sinceramente, creo que no es que se nos vea venir a nosotros, los integrantes y participantes del MCRC. A quienes se ve venir es a los socialistas. Bueno, se les ve ir, venir, subir, bajar y, en general, mangonear.

    Los elementos socialistas fueron históricamente muy poco partidarios de las repúblicas españolas.

    Los socialistas ácratas de Alcoy (y otros lugares) desarrollaron en el verano de 1873 una “gesta anti-republicana” de proporciones realmente graves. El alcalde de Alcoy, integrante del Partido Repùblicano, fue asesinado por los cantonales de Alcoy. Unos sucesos tan lamentables que el propio Marx los condenó (véase su obra “Los Bakuninistas en acción”). Claro que entonces no existía aún el PSOE. Pero, como dijo Castelar, la revuelta cantonal destruyó las posibilidades de la Primera República (“La República se incendió en Cartagena”)

    La acción de los socialistas en la Segunda República tampoco fue muy memorable. Las memorias de Largo Caballero, o las de Prieto, son tan autocríticas a este respecrto que es incomprensible como puede alguien pensar que el PSOE fuese un elemento de apoyo a la República entre 1931 y 1936.

    Por último, tampoco en el presente la acción de los socialistas se orienta a la construcción de una república, del tipo que sea. Y desdeluego, menos que hacia nada, hacia una república de plena democracia como la República Constitucional teorizada por D. Antonio.

    Y es que la trayectoria democrática del PSOE, en el pasado y en el presente, es muy limitada, por no decir inexistente. No gustan de la idea de democracia política, nunca lo hicieron. Lo suyo fue otra cosa. Ocupar espacios de poder, aún a costa de colaborar con reyes autócratas y dictadores militares.

    No es que se nos vea venir, Sr. Thulio. Es que los hechos son los hechos.

    Salud y República Constitucional

  57. Thùlio says:

    Que la confusión se apodere del plagiador y le quite la razón para siempre, cual cerdo lobotomizado.

  58. M. García Viñó says:

    Antonio: me refiero a la precisión que Lorenzo Alonso hace a quien ahora sabemos que no es Thulio, sino otra vez el suplantador. Ese artículo salió, efectivamente, en “Generación XXI”, firmado por Frank G. Rubio, que no sé si es un pseudónimo o no, pero sí de las firmas que más aparecen en esa publicación. “Generación” la dirige Javier Esteban, que me cae muy bien, aunque no tanto como la redactora jefe, Emilia Lanzas, articulista de un equilibrio y una sabiduría envidiables. Allí nos han dado cancha a personas no precisamente del sistema, como tú mismo, Puente Ojea, Juan Ignacio Ferreras y yo. Pero la recibo todas las quincenas desde hace años y todavía sería incapaz de decir dónde está y hacia dónde apunta. Publicar un artículo como el de Rubio, tan producto de la confusión mental como de la mala leche, en el que se te mezcla a ti con Pio Moa, y se llama “perlas” a unos pensamientos que efectivamente lo son, pero no si se señalan como tales con tono irónico, en un contexto confuso, escapa al necesario rigor y la seriedad de una publicación universitaria, por mucho que ésta quiera respetar la libertad de sus colaboradores. El momento no está para hacer revistas que sean cajones de sastre. Y la “conclusión” a que llega Rubio, con palabras que él no sabe que son de Lampedusa, sin haber establecido unas premisas que las justifiquen, lo revelan como intelectualmente poco serio y fomentador gratuito de la confusión. Que a nadie le asombre leer un artículo de Ruibio en el que diga todo lo contrario.

  59. Juan Moreno says:

    Hoy vuelvo a entrar en un “ciber” de Aguilas y leo lo atrasado en éste blog.
    Hay que poner pronto un rostro a quién hay detrás de un nombre que no dice nada.
    Hace tiempo escribí una pequeña reseña de mi experiencia vital en la cosa pública y menos el nº del DNI lo espresé casi todo; lugar de nacimiento: sierra sur sevillana en concreto Montellano; emigración a Catalunya año 1957-58, militancia y expulsión del PSUC, pionero de Comisiones Obreras desde el año 63-64, asalariado siempre, y 37 años en una empresa de Fibras sintéticas en El Prat de Llobregat.
    Como véis nada que ocultar y con pocas propiedades que defender.
    Viudo, pensionista y residente en Viladecans, concejal de Sanidad en el 1º consistorio democrático.
    Ya hice una llamada hace meses para una reunión de los simpatizantes del MCRC de la zona barcelonesa y el silencio ha sido la respuesta.
    Espero poder verle el rostro a algunos en Totana.
    La imagen del Sr. Trevijano es la única que me resulta familar.
    Tengo a la familia “secuestrada” porque tienen interés en irse para Barcelona.
    Si resisto la presión acudiré al evento.

  60. Juan Moreno says:

    En mis primeros escritos utilicé algún heterónimo que por respeto al MCRC dejé de hacer y poner mi nombre correcto.
    Como sigo haciéndolo en algunos “blog” son éstos:
    Charnego impertinente en el blog del Arcadi Espada
    Abate Marchena en el de Gómez Marín
    Getrudis Stein en el del Arcadi en muchas Ocasiones.
    En el de Justo Serna con mi nombre por respeto al profesor.

  61. David Serquera says:

    En mi ultimo comentario me dirigia, claro esta, a Lorenzo alonso. Perdon por la confusion.

  62. David Serquera says:

    Querido Antonio, amigos,
    Si he invertido mucho de mi tiempo en este blog, ha sido para crear un movimiento de personas conscientes de que la trajedia de los espanoles ha sido que nunca han sabido dotarse de un edificio politico donde desarrollar sus intereses de forma equilibrada, con prosperidad, inteligencia y respeto. Ese edificio, lo ha construido Antonio. Se llama Republica Constitucional y establece la democracia formal mas avanzada de nuestro tiempo. Si caemos en las provocaciones de los enemigos de la libertad politica, enfrentandonos entre nosostros, por cuestiones personalistas, ideologicas o esteticas, el esfuerzo de muchos de nosostros habra sido en vano. Se trata de trabajar y poder hacerlo juntos.
    Entiendo la desesperacion de Juan Moreno ante el silencio catalan.
    Lealtad y Republica Constitucional.

  63. Adrián Rodríguez says:

    Hola.
    Soy un estudiante de cine, fuenlabreño de 22 años, y llevo visitando este blog desde el dia que vi a Antonio Trevijano en el debate de Telemadrid sobre la fiebre de republicanismo. Desde ese día, he descargado, visto y leído todo lo que en este blog se ofrece. Me he decidido a escribir este mensaje porque quería pedirles que, por favor, graben el acto del día 12 en el Ateneo, para que podamos verlo (y difundirlo) los que, por motivos personales, no podremos estar allí.
    Muchas gracias. Un abrazo.

  64. Fernando says:

    Que alegría me he llevado al ver en las noticias Google (Trevijano) el enlace con foto y todo.
    http://news.google.es/news?hl=es&ned=es&q=trevijano&btnG=Buscar+en+Noticias
    http://www.totana.com/cgi-bin/noticia-ayto.asp?cat=5563&ver=t
    Leal Vicente. Hace años que vamos coincidiendo en el ciberespacio. Sin decirnos nada, hemos sembrado en la red. He visto la convocatoria en Kaos.
    Juan toma nota de Totana, para preparar juntos la del Baix Llobregat, allí donde me perdí el otro día, pero encontré el sitio que propones. Tengo fotos. Hablamos cuando vuelvas.
    Ando un poco pachucho de salud y afectado anímicamente por madre, que se me escapa, impotente a la soledad y al frío…
    Os sigo a diario, trazando la confección de este mapa. Estoy impaciente porque el 12 espero, con emoción, estar en Madrid, entre amigos, planteando la dialéctica entre lo universal y lo particular.
    Miguel, Francisco: ¿Es posible poner el gráfico (porlaabstención) en la página? Ayer iba a enseñarlo en otro ordenador y no fui capaz de encontrarlo. Estaría bien tenerlo a mano y añadirle la dirección del blog. Si se envía por correo, como hizo mi hija a sus amigos, hay que acompañarlo de algo que los dirija al blog. Le he propuesto que les envíe otro con los principios e ideales en el que figure el enlace.
    De todas maneras, yo me corto de proponer más cosas porque recae en darle más trabajo a Francisco, que debería tener y coordinar un equipo especializado que desarrolle los trabajos en la Web, difunda por Internet y controle los ataques del padre, del hijo, y del espíritu del diablo. Hablaremos, tengo una lista de cosas, que ya dije en su día, para poder estudiar, buscar…
    Admirado David, aunque lo he intentado, he sido incapaz de escribirte hasta ahora, creo que nos conoceremos antes, ya te contaré. No paro de darle vueltas. Pero falta lo fundamental, un equipo de gente interesada. Y Cataluña es hoy una realidad insufrible, un más difícil todavía, un erial yermo de los colores de la libertad. Todo es bicolor. Sangre y oro.
    Gracias D. Antonio por ser como es y gracias a todos los que estáis, aquí, construyendo el edificio de la libertad política.
    Salud, lealtad y hasta muy pronto. Un abrazo.

    P/D
    Juan Moreno: Cuando he ido a enviar el comentario he visto el tuyo. Te envié un correo como respuesta a las fotos de Colliure. Te llamé, pero claro, estás en Águilas. Puedes llamarme cuando quieras y hablamos. Salud y resiste.

  65. antonio garcia-trevijano says:

    al 66

    Querido Manuel García Viñó

    Ya le quedan pocos días al suplantador. Creo que sabes la amistad personal que me une a Javier Esteban desde hace años. Pero no espero de él más de lo que pueda dar de si su propio carácter, que es lo que refleja su revista. De todas formas, siempre leo con sumo interés lo que me dices. Abrazos.

  66. Vicente Carreño Carlos says:

    Querido y estimado Juan Moreno:
    Tienes que resistir. Te espero en Totana. El acontecimiento del día 19 aquí debe suponer una oportunidad para proyectar nuevos movimientos estratégicos. Tenemos que pasar a la acción: reuniones como la de Madrid, en el Ateneo, propiciada por el “Club Republicano 3” y la de Totana han de convertirse en frecuentes ocasiones para que la ciudadanía pueda contrastar la realidad del sistema actual con la propuesta de República Constitucional y de Libertad Política..

    Mi experiencia en política y social se parece mucho a la que tú has vivido y vives. Yo estoy intentando traer a esta zona de Murcia, a Don Antonio, desde el año 1.999 he realizado muchas gestiones y he formulado muchas propuestas. Al final, después de mucho tiempo lo he conseguido; y como tú bien sabes ha sido a través de una Asociación Cultural. No obstante he tenido que desplegar toda mi experiencia acumulada en los años de militancia política, y de trabajo social para ir sorteando lo que llamaría, si me lo permites, la carrera de obstáculos.

    Comentas que hiciste una llamada hace meses para una reunión de simpatizantes del MCRC en la zona de Barcelona, y que el silencio ha sido la respuesta.

    Luego, David Serquera afirma que entiende la desesperación tuya ante el silencio catalán.

    A mí, me preocupa que no surjan iniciativas para la realización de actos públicos. Tenemos que pasar a la acción. Necesitamos implantarnos en la sociedad. La sociedad necesita las Mónadas Repúblicas.

    Amigo Juan Moreno, ¡resiste!, nos vemos en Totana. ¿Le has echado un vistazo al “informe de acciones” que he colgado en el apartado de ACTIVIDADES?…

    Un buen abrazo, y mi teléfono, por si deseas contactar conmigo la semana que viene. Totana queda a una hora de Aguilas; nos podríamos ver antes del 19. (968422440).

  67. Isidro says:

    Hoy me publican este artículo en Diario de Avisos

    ¿Listas abiertas?

    Veo, y leo en las últimas semanas en su periódico, que por fin se hacen eco de la preocupación general que se respira en la calle acerca del sistema electoral que tenemos -más bien padecemos- en España.

    En este país, gracias al pacto firmado por Adolfo Suárez (y los herederos del franquismo) con la incipiente oposición ‘democrática’ se convino en una mesa formada por no más de 4 ó 6 personas, a espaldas de la sociedad civil, imponer el sistema proporcional de elección, que es lo que tenemos (sufrimos, para ser más exacto).

    Hablan ustedes de listas abiertas y percibo que están en la confusión. Las listas abiertas siguen dando todo el poder y control a la hora de elaborarlas a los partidos políticos, y es esa la principal causa en la irrupción de la corrupción que nos asalta últimamente por todos los flancos.

    Las listas abiertas son una variante de las cerradas, y siguen adoleciendo de la principal virtud y condición sine qua non para que sean democráticas: esto es, que sea la sociedad civil -y no la política-quien elija a sus representantes.En las listas (da igual abiertas que cerradas) son las cúpulas de los partidos los que deciden (ellos, y no nosotros) quienes van a ocupar los cargos de poder en los Ayuntamientos, Cabildos, CC.AA. y Parlamento de la nación. Ya se ha experimentado con listas abiertas en otros países, y está comprobado que sólo un 3% de los electores hacen algún cambio en la lista… ¿la consecuencia?, que seguimos en las mismas.

    La solución está en el sistema mayoritario (no proporcional como ahora), de elección; que tiene en países como EE.UU. e Inglaterra (no Finlandia) a sus principales valedores,y me parece que esta gente sobre democracia está algo más puesta que nosotros… ¿O no?

    Quiero votar a una persona, no a una lista; quiero decidir quién puede ser mi alcalde, pertenezca a un partido o no; a quién dar mi voto como concejal o diputado de mi distrito. Estoy harto de que otros elijan por mí, y por eso no voto. Treinta de los treinta y un alcaldes de la isla de Tenerife repiten…¡y no podemos hacer nada!

    El sistema mayoritario garantiza la democracia. Se elige al alcalde por un lado: se presenta quien quiera (de un partido o no) sin que lo acompañe nadie. Ganará el más votado: ya tenemos poder ejecutivo.

    Por otro lado, otro día, en una convocatoria electoral diferente, se presentan personas (las que quieran) a concejal, y son elegidos los más votados de cada barrio-distrito: ya tenemos poder legislativo, ¡y nos representa a nosotros, no a los políticos!

    Estas son las dos condiciones indispensables para llegar a un sistema democrático: los elegidos representan al pueblo (no al jefe de cada partido), y hay separación de poderes (no de funciones como ahora), pues los dos poderes se eligen de manera separada.

    La receta contra la partitocracia se llama democracia, y de momento no la tenemos.

  68. antonio garcia-trevijano says:

    Querido Vicente

    Tu paciencia, tesón y trabajo serán la causa eficiente de que se constituya en Totana el embrión de la primera monada republicana de España. La libertad y la democracia tiene sus héroes. Tu no serás anónimo, aunque para ti eso sea indiferente. Tu me honras.

  69. antonio garcia-trevijano says:

    Querido Isidro

    Tus anteriores artículos eran oportunos y muy eficaces. Pero este sube ya a la categoría del panfleto político que necesitamos multiplicar por miles en muy poco tiempo. Todos los socios del MCRC pueden comprobar como escribiendo la verdad se aprende a escribir de verdad. Mi mas grande emoción es veros andar tan seguros de vosotros mismos. Enhorabuena Isidro.

  70. no votar al psoe says:

    Los votos de ETA
    5 de Abril de 2007 – 10:37:33 – Luis del Pino
    ¿Terminará Batasuna presentándose a las elecciones? Por supuesto que sí. El Gobierno acaba de hacer el paripé de ilegalizar la marca ASB, pero Batasuna dispone de varias otras marcas (entre ellas el PCTV) con las que concurrir a los comicios. Y tiene, además, la posibilidad de presentar agrupaciones de electores. Ante las diversas posibilidades de las que dispone, el Gobierno tiene la opción de ordenar una investigación sobre los componentes de cada candidatura presentada en un ayuntamiento e instar la ilegalización de aquéllas de las que conste la vinculación con anteriores marcas electorales de ETA, como ya hizo el Partido Popular en las elecciones municipales de 2003, que significaron el fin de la presencia de los terroristas en los ayuntamientos.

    ¿Hará eso el Gobierno Zapatero? Por supuesto que no. Y esa dejación de funciones terminará de arrastrar al Partido Socialista por el despeñadero al que Zapatero le dirige. Porque la vuelta de miembros de Batasuna (utilicen el nombre que utilicen) no sólo significa que el brazo político de los terroristas volvería a acceder a la financiación derivada de su obtención de actas de concejal; no sólo significa que los terroristas volverían a disponer de los recursos y servicios que los ayuntamientos pueden poner a disposición de vecinos y asociaciones; significa, sobre todo, que los terroristas volverían a tener acceso a aquellos datos de los que los ayuntamientos disponen sobre los habitantes de cada localidad. La vuelta de los batasunos a los ayuntamientos significa, en última instancia, que el Gobierno Zapatero habría puesto de nuevo a disposición de los terroristas un instrumento que facilita enormemente la tarea de información previa a la comisión de nuevos asesinatos. En otras palabras: si el Partido Socialista no impide, utilizando todos los recursos a su alcance, que los terroristas vuelvan a acceder a los ayuntamientos, pasaría a ser co-responsable de cada asesinato futuro para el que los datos previos se hubieran obtenido, total o parcialmente, a través de los concejales batasunos electos.

    Si volvemos la vista atrás, el panorama es desolador: todo lo que se había avanzado en materia de lucha antiterrorista durante los ocho años que duró el gobierno del PP, se ha retrocedido en los tres años que llevamos de Gobierno Zapatero. ETA y Batasuna no podrían haber encontrado un candidato mejor para ocupar el sillón de La Moncloa. Desde luego, nadie habría defendido mejor sus intereses de lo que Zapatero lo está haciendo.

    ¿Cabe la posibilidad de una reacción interna en el PSOE? No antes de las próximas municipales. Sólo un auténtico descalabro socialista en los ayuntamientos y en las autonomías podría dar pie a una reorganización del PSOE, no por convencimiento (es triste decirlo), sino por mera necesidad. Es por eso que todos tenemos la obligación de trasladar el mensaje de que las próximas elecciones locales de mayo son mucho más que una elección de concejales y diputados autonómicos: las próximas elecciones locales son un auténtico referendum sobre la política de cesión ante los asesinos de ETA.

    Cada voto que se le de a un alcalde socialista será utilizado por Zapatero para decir a los españoles: “¿Veis como los ciudadanos están conmigo?”. A la inversa, cada voto que no vaya a un alcalde socialista constituye una auténtica moción de censura a la política antiterrorista de un gobierno que ha conseguido resucitar a esa banda asesina a la que Aznar dejó contra las cuerdas.

    Lo siento por muchos alcaldes socialistas que ninguna culpa tienen de lo que Zapatero está haciendo, pero las cosas están así: cada voto al PSOE el próximo 27 de mayo es un cheque en blanco a ETA.

  71. Antonio Garcia-Trevijano says:

    al 78

    Ese mensage de propaganda del PP, por cierto muy bien escrito, no concierne a los miembros y simpatizantes del MCRC. Nosotros no tomaremos parte en la contienda entre partidos estatales de la Monarquía. Nuestro único deber esta en la abstencion. No votaremos a ningun partido financiado por el Estado.

Los comentarios están cerrados.